Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Acreedores negocian con Cuba el pago de u$s 1200 millones en default

Se trata del 40% de la deuda de La Habana con el sector privado. A esto se le suman los intereses, computados desde la cesación de pagos de la isla, en 1986. Desde 2011, el Gobierno cubano modificó su política y se esforzó por empezar a mejorar su perfil crediticio, para poder captar financiamiento para infraestructura

Acreedores negocian con Cuba el pago de u$s 1200 millones en default

Un grupo de acreedores comenzó a negociar con Cuba deuda en cesación de pagos. Para esto, creó un comité ad hoc conformado por tres fondos, que poseen obligaciones pendientes por u$s 1.200 millones.

Los fondos que reclaman ahora son Stancroft Trust, Adelante Exotic Debt Fund y CRFI Ltd, según Rodrigo Olivares-Caminal, un argentino que fue nombrado al frente del grupo este mes. Según informó Reuters, sus inversiones representan alrededor del 40% de la deuda de La Habana con el sector privado, más los intereses.
Tras el comienzo de la normalización de las relaciones internacionales de la isla, el pago de la deuda en default será el resultado de una larga negociación.

"Estamos abriendo el proceso ahora, apuntando a comenzar discusiones significativas" dijo Olivares-Caminal, experto en reestructuración de deuda soberana y profesor de Derecho de la Queen Mary University en Londres.
El especialista comentó, además, que ya se ha puesto en contacto con los tenedores de la deuda en default y con el Gobierno cubano.

En 1986, bajo la régimen comunista de Fidel Castro, Cuba entró en cesación de pagos. Años antes, durante las décadas de 1970 y 1980, la isla tomó préstamos para el desarrollo con entidades privadas no estadounidenses. Veinte años más tarde, Stancroft y fondos de este tipo compraron los papeles en default en apenas 1,5 centavos por dólar.

Los nuevos tiempos y la tendencia a la recomposición de las relaciones entre Estados Unidos y Cuba, han impulsado el interés de los inversores por los títulos de deuda impaga de ese país.

Ahora, pese a la liquidez del mercado, estos bonos cotizan alrededor de 30 centavos por dólar para préstamos de alta calidad en moneda dura. Hace un año la deuda se negociaba entre 25 a 30 centavos por dólar.

Los acreedores plantean la necesidad de Cuba de honrar sus deudas, para poder captar nuevamente financiamiento internacional y así desarrollar nuevos proyectos de infraestructura. Desde 2011, el Gobierno cubano se esforzó por empezar a mejorar su perfil.

La isla ya ha logrado acuerdos con Rusia, Francia y España para que le condonen deuda. En diciembre, naciones acreedoras del Club de París acordaron perdonarle u$s 8.500 millones de deuda. En total, La Habana ha reestructurado unos u$s 50.000 millones de vieja deuda en los últimos años.

"Cuba necesita el dinero y necesita superar este escollo, Los acreedores no sólo están pensando en rendimientos, están deseosos de cimentar una relación y ayudar al país", dijo Olivares-Caminal.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar