Riesgo argentino: Moody's baja la calificación a bancos nacionales

La decisión, que alcanza a la deuda senior no garantizada de Banco Macro, Hipotecario, Supervielle, Banco Ciudad y Tarjeta Naranja, se apoya en que las condiciones de mercado "afectan en forma negativa la calidad de cartera de las entidades".

La creciente incertidumbre y la crisis de mercado hacen que aumente la inflación y el tipo de cambio, exponiendo a los bancos a un ambiente operativo desafiante que debilitará su perfil de crédito.

Esto provocó que Moody's bajara hoy las calificaciones de deuda senior no garantizada de Banco Macro, Hipotecario, Supervielle, Banco Ciudad y Tarjeta Naranja a Caa2 desde B2 y la calificación de programas de deuda senior no garantizada de Banco de Galicia y Macro a Caa2 desde B2. Moody's bajó también las calificaciones de deuda subordinada en moneda extranjera a Caa3 desde B3 asignadas a Banco de Galicia. Además, Moody's colocó a todas las calificaciones en revisión para la baja

Fue como consecuencia de la baja de la calificación del bono soberano de Argentina a Caa2 de B2 que captura el creciente riesgo para inversores derivados de las presiones cada vez mayores sobre las finanzas del gobierno, reflejadas más recientemente en la decisión del gobierno de postergar el pago de más de u$s 8000 millones en deuda a corto plazo.

Además, la decisión de colocar las calificaciones en revisión para una posible baja refleja los riesgos de las continuas pérdidas para los inversores, dado que el gobierno ha manifestado la intención de reestructurar también parte de la deuda de mediano y largo plazo de Argentina.

 

Para Moody’s es poco probable que los bancos de Argentina tengan un alza de calificación, ya que las notas se encuentran en revisión para una posible rebaja: “Sin embargo, la perspectiva podría cambiar a estable tras una estabilización de la perspectiva de las calificaciones de Argentina. Podría haber una baja de las calificaciones si disminuye la calificación soberana de Argentina, aumenta el deterioro del entorno operativo del país, o se produce un deterioro mayor del esperado de la calidad de los activos de las entidades, lo que llevaría a una importante disminución de la rentabilidad y, por lo tanto, de los indicadores de capital, reduciendo su capacidad para absorber pérdidas durante un ciclo crediticio negativo".

Las actuales condiciones de mercado, incluyendo recesión, alta inflación y extraordinariamente elevadas tasas de interés van a afectar negativamente la calidad de cartera de los bancos

Asimismo, la acción de calificación toma en cuenta los fuertes vínculos subyacentes entre los perfiles de riesgo crediticio intrínseco de los bancos y los del soberano, en vista de la exposición directa e indirecta de estas entidades al soberano a través de tenencias importantes de valores del Gobierno.

Moody’s recalca que las actuales condiciones de mercado, incluyendo recesión, alta inflación y extraordinariamente elevadas tasas de interés van a afectar negativamente la calidad de cartera de los bancos, en la medida que la capacidad de pago de los deudores se deteriore, y va a incrementar sus costos de fondeo, presionando los niveles de rentabilidad ajustada por inflación.

Además, a pesar que los perfiles de fondeo basados en depósitos se habían mantenido relativamente estables desde la reciente crisis monetaria de Argentina en mayo de 2018, los depósitos han disminuido después de las elecciones primarias de agosto. Los depósitos bancarios totales en dólares del sector privado disminuyeron 18% en medio de creciente incertidumbre, debilitando los perfiles de fondeo y de liquidez de los bancos.

Los riesgos derivados de la reciente medida del Banco Central de limitar el acceso a dólares están contemplados en las calificaciones, pero futuras medidas pueden llegar a afectar el perfil crediticio de los bancos si las condiciones de mercado evolucionan. Por lo tanto las calificaciones fueron puesta en revisión para una posible baja en línea con la revisión para una posible baja de las calificaciones soberanas.

Tags relacionados