Qué es el 'helicopter money' y por qué no funciona en Argentina

Los gobiernos de todos los países desarrollados anunciaron paquetes de estímulo monetario y fiscal sin precedentes a partir de la crisis del coronavirus. Si bien es lo que se está aplicando en todo el mundo, los resultados económicos no pueden ser los mismos. Argentina es un claro ejemplo de ello.

La forma inmediata en la que las principales economías del mundo decidieron aplicar para amortiguar el impacto económico a partir de la crisis del coronavirus es imprimir gran cantidad de dinero y volcarlo en la calle y en los mercados. Esto es lo que se conoce como “helicopter money o dinero en helicóptero.

Consta de llenar de dinero los bolsillos de los ciudadanos en momentos de crisis. Fue el economista estadounidense Milton Friedman, considerado uno de los padres del neoliberalismo, lanzó esta definición en los años '60.

Gobiernos de todos los países desarrollados anunciaron paquetes de estímulo monetario y fiscal sin precedentes a partir de la crisis del coronavirus. Si bien es lo que se está aplicando en todo el mundo, los resultados económicos no pueden ser los mismos. Argentina es un claro ejemplo de ello.

La Teoría Monetaria Moderna (MMT) argumenta que, en lugar de que los bancos centrales impriman dinero para comprar activos financieros, los gobiernos deberían crear dinero para financiar directamente el gasto público o los recortes de impuestos. Esto a veces se conoce como "dinero helicóptero".

Cuando se refieren a 'helicopter money´ o dinero helicóptero, se hace referencia a un tipo de estímulo monetario de último recurso, que implica imprimir grandes sumas de dinero y distribuirlo al público para alentar a las personas a gastar más y así impulsar la economía.

La Reserva Federal, así como el Banco Central Europeo y el Banco Central de Inglaterra son algunos de la gran cantidad de Bancos Centrales de países desarrollados que están llevando a cabo esta practica actualmente para amortiguar el efecto negativo del coronavirus. La misma practica están llevando a cabo los países de mercados emergentes , incluidos Argentina.

Una de las formas en que se distribuye el “dinero helicóptero es a través giros de los bancos centrales directamente hacia la cuenta bancaria de los consumidores. La segunda alternativa es mediante medidas fiscales expansivas desde el Estado, bajando impuestos y ampliando la cantidad de subsidios de forma masiva. Naturalmente, inyectar grandes cantidades de dinero tiene consecuencias económicas tanto en países desarrollados como los mercados emergentes.

El economista jefe de Schroders Keith Wade, explicó que los préstamos del Gobierno aumentarán significativamente como resultado de la pandemia de Covid-19 y esto "ejercerá una tremenda presión sobre las finanzas públicas".

“Los niveles de deuda pública ya son altos en muchas economías como resultado de la crisis financiera mundial, pero ahora parece que aumentará significativamente más. En este entorno, la idea de financiar el gasto mediante la impresión de dinero en lugar de emitir bonos se vuelve muy atractiva , apuntó.

El financiamiento monetario fue popularizado como una posibilidad teórica por Ben Bernanke, ex presidente de la Reserva Federal de los Estados Unidos. Desde que dejó la Fed, Bernanke ha argumentado públicamente que "bajo ciertas circunstancias extremas" el financiamiento monetario del déficit fiscal puede ser la mejor alternativa disponible".

Por ahora, el consenso de economistas a nivel global en este momento es poder atacar de lleno el impacto económico que traera el parate generado por el confinaimieto impulsado por los Gobiernos del mundo para frenar el coronavirus. Una vez que se levanten las cuarentenas, se deberá ver el impacto económico y los riesgos inflacionarios.

Wade alertó sobre los riesgos inflacionarios de esta medida. “Si se acompaña de una pérdida de disciplina fiscal, este tipo de medidas haría que los inversores se preocuparan por una mayor inflación. Los rendimientos de los bonos aumentarían significativamente a medida que los inversores exigieran más compensación por precios más altos en el futuro. Esto, a su vez, tendría un efecto adverso en los activos de riesgo, como las acciones que disminuirían (es decir, las relaciones precio / ganancias caerían) a medida que aumentaran los rendimientos de los bonos , sostuvo Wade.

Impacto en Argentina

El hecho de que la Fed , el Banco Central Europeo y otros Bancos Centrales de países desarrollados lleven a cabo medidas relacionadas con el “helicopter money no implica que tenga los mismos resultados en cada una de sus economías así como tampoco en los mercados emergentes. El desequilibrio fiscal e inflacionario que podría generar la importante emisión monetaria producto del “helicopter money en países en desarrollo podría ser distinta a la que se podría llegar a ver en países de mercados emergentes. Dependerá mucho también del estado de la economía previo a la crisis del coronavirus así como del estado de las finanzas publicas de tales países antes de esta crisis.

Argentina venía ya con un escenario de elevada inflación, déficit fiscal alto y un estancamiento que lleva más de una década. Además, sin acceso al mercado internacional de deuda y con la emisión monetaria como única alternativa de financiamiento. Naturalmente, analistas explican que el “helicopter money en Argentina no tendría las mismas consecuencias.

Alejandro Kowalczuk, director de asset management de Argenfunds consideró que la expansión monetaria hoy es más que significativa y que la emisión en Argentina tiene sus riesgos.

"No se puede esperar que el resultado de una política monetaria expansiva sea el mismo en un país sin acceso al crédito internacional, al borde del default, con una inflación interanual que supera el 50% y con demanda de pesos sólo transaccional, que el que pueda tener en países que no partan de esta situación. Aquí es esperable que una expansión monetaria tenga efectos más rápidos en lo que respecta a depreciación de la moneda e inflación, por lo que, proyectando que la base monetaria se duplique en términos interanuales en el corto plazo, no puede sorprendernos la suba que tuvo la cotización del dólar libre en estos días , señaló

Para Kowalczuk, lo que vimos en términos monetarios sirve para analizar lo que espera hacia adelante.

“Emitir todo lo que sea necesario´ tiene en Argentina límites y los encuentra de manera muy acelerada y así como vimos la reacción en el tipo de cambio, veremos el impacto en precios , alertó.

Por su parte, Joaquín Bagues, head of strategy de Portfolio Personal Inversiones (PPI) señaló que el problema económico causado por el coronavirus se está atacando a nivel mundial de diferentes maneras y que la gran diferencia es que se están haciendo sobre una base de personas en política monetaria creíble, con baja expectativa de inflación y con una esperada recuperación de la economía.

“En Argentina se espera que los bancos comiencen a dar crédito, pero en base de expectativa baja en demanda real de dinero, un incierto camino de desinflación y muchos cuestionamientos sobre crecimiento. Sumado a que se están tomando decisiones sobre la base de un banco central con relativamente nuevo e incierto de confianza. Creo que en este contexto, la reestructuración de la deuda es esencial para Argentina , explicó.

Finalmente, desde un banco local explicaron porque el “helicopter money en este conexto no va a servir a que la economía se recupere.

“Lo que hoy se llama elicopter money´ es algo que ocurre hace mucho tiempo en Argentina. Los subsidios que otorgaron los últimos gobiernos son un claro ejemplo de lo que hoy esta haciendo el mundo. Es una práctica que ua viene ocurriendo en Argentina hace mucho. No es lo mismo que la Fed haga emita grandes cantidades de dinero que si lo hace el BCRA. El efecto acá es hiperinflacionario mientras que en EE.UU. es de sostenimiento de la economía. Hay expectativa que luego de esta crisis, la economía americana y de países desarrollados retome el crecimiento y no se siga necesitando de asistencia monetaria. Ello no es lo que pasa acá y por lo tanto, las consecuencias de emitir grandes cantidades de dinero tienen resultados dramáticamente opuestos , alertó.

Tags relacionados
Noticias del día