Cautela en Estados Unidos

Powell deja abierta la puerta a nuevas subas de tasas de interés

Powell dijo que la fortaleza de la economía estadounidense y del mercado laboral podrían justificar nuevos aumentos de las tasas de interés de la Reserva Federal.

En esta noticia

El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, dio declaraciones frente al Club Económico de Nueva York y señaló que la fortaleza económica de EE.UU. podría requerir nuevos aumentos de tasas de interés hacia adelante.

Sin embargo, también anticipó que la Fed va a proceder con cuidado a la vez que remarcó que la suba de tasas de los bonos del Tesoro estadounidense contribuye con la generación de un contexto financiero más restrictivo y que ello podría colaborar en que la Fed no tenga que subir aún más la tasa.

El mercado ve cara a la deuda corporativa, pero aún es refugio en la antesala electoralOportunidad en acciones y ADR: rebotaron, siguen debajo de sus máximos

 Discurso de Powell

El presidente de la Reserva Federal se refirió al futuro de la política monetaria, a pocos días de que se lleve a cabo la reunión de noviembre de la Fed y en la que se espera que los miembros del Banco Central de EE.UU. dejen sin cambios la tasa de interés.

Powell dijo concretamente que "la fortaleza de la economía estadounidense y del mercado laboral podrían justificar nuevos aumentos de las tasas de interés de la Reserva Federal".

Además, agregó que la Reserva Federal se encuentra atenta a la dinámica macroeconómica y que "pruebas adicionales de un crecimiento persistentemente superior a la tendencia, o de que la rigidez del mercado laboral ya no está disminuyendo, podrían poner en riesgo mayores avances en materia de inflación y podrían justificar un mayor endurecimiento de la política monetaria", dijo Powell.

En concreto, lo que está buscando los miembros de la Reserva Federal son datos macro que muestren un debilitamiento de la economía y/o del mercado laboral para asegurarse que las presiones inflacionarias están disminuyendo.

De manera contrapuesta, las señales macro que den cuenta una dirección opuesta a la buscada por la Fed, podrían ser argumento suficiente para que se activen mayores subas de tasas hacia adelante.

En ese sentido, Powell también aclaró que se necesita que el nivel de actividad camine a un ritmo más lento en el futuro para que la inflación converja a los objetivos del 2%.

Hoy la inflación se mantiene en el 3,7% anual.

"Para que la inflación regrese de manera duradera al objetivo del 2% de la Reserva Federal, es probable que se requiera un período de crecimiento por debajo de la tendencia y un mayor debilitamiento de las condiciones del mercado laboral", dijo Powell.

Proceder con cuidado

En las últimas semanas, los distintos funcionarios de la Reserva Federal estuvieron intentando establecer que el debate en Wall Street girase desde "que tan altas van a llegar las tasas", para que se discuta "durante cuánto tiempo se va a mantener las tasas altas" en el futuro.

Desde que la Reserva Federal comenzó a aumentar las tasas de interés en marzo de 2022, la tasa de desempleo ha variado poco del actual 3,8%, por debajo del nivel en la que la mayoría de los funcionarios de la Reserva Federal consideran no inflacionario.

Por otro lado, el crecimiento económico se ha mantenido por encima de la tasa de crecimiento anual del 1,8% que consideran los funcionarios de la Reserva Federal como potencial subyacente de la economía.

Por lo tanto, los miembros de la Fed ven riesgos de que la inflación vuelva a subir, provocando riesgos de un desanclaje de expectativas inflacionarias que terminen afectando la trayectoria a la baja en los precios.

El problema es que si la Fed se vuelve más laxa en su política económica, podría reavivar la inflación, mientras que si se mantiene muy estricta, podría conducir a la macro hacia un aterrizaje forzoso, es decir, una fuerte recesión en EEUU.

La Fed está "procediendo con cuidado" al evaluar la necesidad de nuevos aumentos de tasas, dijo Powell.e.

Por otro lado, el presidente de la Reserva Federal aclaró que a pesar del progreso constante en la reducción de la inflación, la batalla no ha terminado, y alertó que todavía es posible que se produzcan más aumentos de tasas.

"La inflación sigue siendo demasiado alta, y unos pocos meses de buenos datos son sólo el comienzo de lo que se necesitará para generar confianza en que la inflación está bajando de manera sostenible hacia nuestra meta", dijo Powell.

La próxima reunión

La aparición de Powell se produce menos de 48 horas antes del comienzo del tradicional período de silencio antes de la reunión del Comité Federal de Mercado Abierto que fija las tasas en la reunión del 31 de octubre y el 1 de  noviembre.

La probabilidad de que la Fed mantenga sin cambios la tasa de interés implícita en el mercado es del 99% para la reunión de noviembre.

A su vez, el mercado espera que la Fed no vuelva a subir la tasa de interés y que inicie el ciclo de bajas en julio del 2024.

Una encuesta de Reuters entre más de 100 economistas publicada el miércoles mostró que más del 80% de los encuestados no espera ninguna subida de tasas en la próxima reunión.

Además, se resaltó que la mayoría de los encuestados cree que la Reserva Federal ha terminado con el proceso de suba de tasas a pesar de que los miembros de la Fed proyectaron en su reunión de septiembre un aumento más.

Muchos en la encuesta advirtieron que, si el progreso en materia de inflación se estanca o se revierte, la Reserva Federal no dudaría en reanudar el aumento de las tasas.

Condiciones financieras

Un aparto importante de los comentarios de Powell tienen que ver con el escenario actual de condiciones financieras restrictivas.

El mercado estuvo especulando con una Fed más contractiva por más tiempo y dicha expectativa se estuvo incorporando en los precios mediante un aumento en los rendimientos de los bonos del tesoro americano.

La curva se desplazó al alza y las tasas tocaron máximos de 16 años.

Esta suba de tasas contribuye con un entorno restrictivo en las condiciones financieras ya que las mismas impactan sobre los costos hipotecarios y de las tasas refinanciación de las tarjetas de créditos, entro otros factores.

Por lo tanto, los miembros de la Fed encuentran en la suba de las tasas de los bonos del tesoro americano un argumento para no elevar aún más la tasa de interés de referencia de la Fed.

Sobre este tema, Powell agregó que los recientes aumentos en los rendimientos de los bonos impulsados por el mercado que han ayudado a endurecer "significativamente" las condiciones financieras generales.

"Los cambios persistentes en las condiciones financieras pueden tener implicaciones para el rumbo de la política monetaria. Si se mantienen las tasas de interés más altas harán el mismo trabajo que los aumentos de las tasas de la Reserva Federal", dijo Powell.

Temas relacionados
Más noticias de FED

Las más leídas de Finanzas y Mercados

Destacadas de hoy

Cotizaciones

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.