Inversiones

Las acciones de Brasil caen 17% en 2021: cómo aprovechar la oportunidad vía Cedear

Las acciones de las compañías brasileñas tienen una evolución peor que sus pares de la región y que mercados emergentes a nivel global. El rally de materias primas y los precios bajos son una oportunidad para los analistas.

Los activos de Brasil están viendo una elevada volatilidad este año a causa de distintos factores, tanto globales como locales. La suba de tasas y los flujos globales impactan en los activos de Brasil a la vez que cuestiones políticas domésticas como la salida del presidente de Petrobras o el reciente fallo que permite a Lula volver a ser candidato a presidente generan nerviosismo y volatilidad en los activos del país vecino. Sin embargo, analistas ven valor en activos de Brasil, fundamentalmente como una estrategia para apostar al rally de materias primas y aprovechar el escenario favorable para ellas.

A diferencia de la buena dinámica que han mostrado las acciones de mercados emergentes a nivel global así como acciones de países de la región como Chile y Perú, la renta variable brasileña no ha logrado tener una buena dinámica alcista. Existen casos puntuales de acciones de Brasil que han tenido un rally interesante, sin embargo, en promedio ya caen un 16% en el año.

Mirando la foto de largo plazo, en el ultimo año las acciones de emergentes han ganado 42%, mientras que las acciones de la región (medido por el ETF, ILF) avanzaron un 16% en promedio. Las acciones en dólares de Chile (ECH) y Perú (EPU) ganan 24%, mientras que México avanza un 16% y Colombia un 6% en el último año. En cambio, Brasil solo sube 4,3% en el último año. 

En lo que va del año, la foto no mejora. Las acciones de emergentes a nivel global suben 2,7% mientras que la región cae un 10%. Chile y Perú se mantienen a flote con ganancias respectivas del 6% y 3% mientras que el resto de los mercados opera con caídas. México retrocede 2,6% y Colombia, 8,8%. Pero en lo que va del 2021, Brasil sufre aún más que la región, con pérdidas del 16%, similar a los retrocesos de acciones locales como Galicia e YPF, que pierden 18% y 16% respectivamente en ese período.

Jorge Viñas, head portfolio manager de Adcap, remarcó que la caída reciente en las acciones de Brasil está ligada a la suba de las tasas de mediano y largo plazo en Estados Unidos. Esto, indicó, implica un deterioro de las condiciones financieras para los países emergentes en general. En el caso de Brasil, sumó, el impacto negativo se ve amplificado por el fuerte deterioro fiscal provocado por los planes de asistencia fiscal para paliar las consecuencias de la pandemia.

Además, Viñas agregó que también se le suma el temor de los inversores a un creciente intervencionismo estatal tras la decisión del gobierno de reemplazar a la cúpula de Petrobras.

Los analistas de Criteria coinciden con que la suba de tasas en Estados Unidos golpea a Brasil. "Suben los rendimientos de los bonos brasileños por la mayor inflación proyectada y el incremento de la tasa internacional. En lo que respecta a las acciones, vemos que el Ibovespa no reacciona y que las acciones brasileñas caen más de un 10% en dólares en este 2021, en medio de un difícil contexto nacional e internacional. La suba de la Fed castiga más a Brasil que al emergente promedio. Del lado político, (el presidente de Brasil, Jair) Bolsonaro echó al CEO de Petrobras, quien pretendía aumentar combustibles. Un golpe para el ministro económico (por Paulo Guedes), cada vez más deslucido, y una preocupación por un mayor grado de intervencionismo en política energética y económica", explicaron.

Por otro lado, desde la compañía alertaron sobre la dinámica que está tomando la pandemia del Covid en Brasil y el estado del sistema sanitario, el cual entra en un momento crítico.

"La segunda ola impacta con fuerza y los economistas ya esperan un primer trimestre negativo para el PBI. La actividad brasileña cayó apenas 4,1% en 2020, uno de los más bajos a nivel regional. Sin embargo, el sendero de crecimiento se perdería con la evolución de la pandemia. Vemos que la vacunación toma impulso, pero lejos de lograr la inmunidad. Lejos de los casos de éxito de Chile, Israel y EE.UU., Brasil lleva vacunado a menos del 4% de la población. La segunda ola sorprende al país con un bajo nivel de inmunidad", estimaron desde Criteria.

Brasil: Efecto Lula

El juez del Supremo Tribunal Federal de Brasil Edson Fachin anuló todas las sentencias contra el expresidente de la nación, Luiz Inácio Lula da Silva, por el caso Lava Jato. En caso de que esta decisión quede firme, ya que pueden interponerse aún  nuevos recursos judiciales, allanaría el camino para que Lula regrese al campo político. 

En caso de que eso suceda, el ex presidente podría competir en las próximas elecciones presidenciales. Y si bien aún resta más de un largo año y medio para la próxima elección presidencial, estos nuevos ruidos políticos están provocando más volatilidad en los precios de los activos brasileños.

Desde Delphos Investment agregaron que todo esto llevaría a una polarización entre Bolsonaro y Lula, desechando todos los intentos por buscar un candidato más moderado. El problema para Lula es su enorme tasa de rechazo en la población en un país que requiere del 50% en balotaje para ganar la Presidencia.

"Este hecho hace que otros partidos de izquierda no quieran unirse al PT como líder de la oposición. Bolsonaro por lo bajo festeja la decisión ya que lo deja como el único candidato posible para derrotar a la izquierda", afirmaron.

Además, desde Delphos Investment agregaron: "A diferencia de la ´sorpresa´ con la derrota de Mauricio Macri en Argentina, los activos brasileños ya se encuentra ´destruidos´ en materia de valuaciones. No parten de valuaciones alocadas, sino más bien lo contrario. Las condiciones para una buena performance en el mediano plazo de los activos financieros brasileños siguen vigentes, pero seguramente la volatilidad en el corto plazo vuelva a crecer y ser un factor de presión bajista. Todo esto nos lleva a tener una visión de mayor cautela en el corto plazo en relación a los activos brasileños", afirmaron.

¿Oportunidades en Brasil?

Si se observa solamente el ETF de Brasil, puede verse que hay acciones que están más atrasadas respecto del índice y otras con una posición mejor.

Mientras que el EWZ gana 4% en el último año, hay acciones como Vale, Compañía Siderúrgica Nacional (SID) o Gerdaus (GGB) que ganan 116%, 254% y 64% respectivamente. En cambio, acciones del sector financiero como Bradesco (BBD) o Itaú (ITUB) pierden 17% y 19%. Las acciones de Gol caen 8,8% y aún más sufren las acciones de Embraer. Más alineadas con el EWZ, en cambio, aparecen las acciones de Petrobras, que apenas pierden 0,7% en el último año.

Con el retroceso del 17% de Brasil en lo que va del 2021, se ven acciones que caen más, como Petrobras que pierde 36% (alejada de la buena performance de las acciones petroleras a nivel global), así como también el sector financiero que cae 23% en promedio. Las acciones de Gol siguen debilitadas este año con caídas del 30,7%. Con una posición relativa mejor que Brasil, las acciones de Vale y SID ganan apenas 2,75% y 5% en lo que va del año.

Manuel Carpintero, portfolio manager de Nash Inversiones, afirma que este año tanto las acciones de Brasil como el real son los más castigados del mundo. Sin embargo, el especialista entiende que es una buena oportunidad para aprovechar el buen momento de las materias primas.

"El índice de Brasil en dólares (EWZ) viene un 10% abajo en el año, con Emergentes ganando un 5%, y con un inicio de año muy alcista para los commodities. A pesar de la inestabilidad política que viene sufriendo Brasil, me parece que en este nivel es un buen activo para tener en carteras con un perfil agresivo. Es un mercado que correlaciona mucho con el ciclo de commodities, y creo que están baratos relativos al equity norteamericano. Podríamos estar ante un nuevo ciclo alcista. Lógicamente, tiene mucha más volatilidad que acciones de Estados Unidos, por lo cual, no son para cualquier perfil de riesgo. Creo que Vale y Embraer ya hicieron un buen recorrido al alza. En Cedears miraría más Petrobras e Itaú", afirmó.

Con una visión también optimista, Camilo Cisera, estratega de Cohen, sostuvo que estos precios representan una oportunidad en acciones de Brasil, más aún mirando a inversores de largo plazo, no para el corto, donde hay por delante mucho ruido político y económico.

"Brasil es la octava economía más grande del mundo, con un mercado interno de más de 200 millones de habitantes y una industria competitiva internacionalmente. La economía de Brasil históricamente tuvo mucha correlación con el precio de los commodities, que permitieron su ascenso en los primeros 14 años de este siglo del mismo modo que sentaron las bases de su crisis entre 2014 y 2016. Desde entonces hubo un desacople, ya que mientras los commodities volvían a subir Brasil seguía estancado por el caos político que siguió al escándalo de corrupción bautizado como Lava Jato. Creo que el driver de largo plazo va a estar en tres factores como las reformas estructurales, el viento de cola por commodities subiendo y valuaciones muy deprimidas", comentó el estratega de Cohen.

Jorge Viñas, por su parte, sumó: "Para un rebote sostenido de las acciones brasileñas, se requiere una estabilización de la tasa del tesoro norteamericano a 10 años, pero más importante aún es que haya señales del gobierno de racionalidad fiscal y compromiso con una postura pro-mercado. En este caso, el Cedear de Petrobras (PBR AR), muy castigada y desacoplada del rally de petroleras a nivel mundial, puede transformarse en una oportunidad", estimó.

Una cartera con Cedears para replicar al EWZ  

Para el inversor que busque poder invertir en acciones de Brasil e intente replicar una cartera con Cedear, los analistas de Cohen diseñaron una cartera para dicho objetivo.

"Nuestra cartera Cedear B (Brasil) combina 9 Cedear de empresas líderes de Brasil disponibles en el mercado local que permiten replicar al ETF iShares MSCI Brazil (EWZ) con una correlación superior al 97%", dijeron desde Cohen.

Dicha cartera está compuesta por un 3,1% en Telefónica Brasil, 10,2% en Ambev, 20% en PBR, 19,6% en Itaú, 17% en Bradesco y un 24% en Vale, entre las acciones de mayor ponderación dentro de dicho portafolio.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios