Balance provisorio

La soja suma reservas líquidas, pero para no defaultear al Club de París hace falta un acuerdo

Las tenencias de libre disponibilidad vienen subiendo fuerte en abril, pero están por debajo de lo que requieren los vencimientos. En el Gobierno confían en que habrá arreglo con el organismo.

Gracias a la la suba del precio de la soja (que ayer trepó a u$s 550) el Gobierno viene recomponiendo reservas a un ritmo alentador: según estimaciones del broker Invertir en Bolsa (IEB), las tenencias de libre disponibilidad del Banco Central (BCRA) treparon a u$s 1350 millones. Nada mal, si se tiene en cuenta que ese misma firma calculaba las reservas netas líquidas en números negativos hasta finales de febrero.

Por otro lado, según cálculos de IEB las reservas netas totales subieron de u$s 4265 millones al finalizar febrero a u$s 6093 millones el 14 de abril.

Para sumar datos alentadores, se puede decir que el BCRA lleva compras netas por más de u$s 4000 millones desde el 1° de diciembre y que el agro está liquidando en abril unos u$s 162 millones diarios, contra un promedio histórico en la última década de u$s 118 millones.

Pero también hay pálidas: entre mayo y diciembre el Gobierno debe afrontar pagos en dólares por alrededor de u$s 8900 millones y, de esa suma, u$s 2419 millones corresponden a un vencimiento con el Club de París en mayo. Es decir, los dólares disponibles que tiene la autoridad monetaria apenas sobrepasan la mitad de lo que hay que pagarle al organismo (al sacar las reservas que tienen como contrapartida un pasivo y también los rubros netos no líquidos como el oro y los Derechos Especiales de Giro).

Fuentes cercanas al Gobierno consultadas por el Cronista se mostraron confiadas en que va a haber un acuerdo con el Club de París, por lo que no sería necesario un default.

Retomando los aspectos que dan lugar a un moderado optimismo, un informe reciente de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) destaca, que bajo las actuales condiciones de comercialización, para el año 2021 se proyectan exportaciones por un total de u$s 64.925 millones.

"Esto representa un incremento de aproximadamente u$s 10.000 millones respecto a 2020 (una variación del 18%)", resume el documento.

Y añade: "Se espera que el aumento de exportaciones sea mayor en todos los meses, con especial énfasis en julio por la finalización de la cosecha gruesa y en diciembre por la entrada de la cosecha fina, que contrastaría con los menores volúmenes despachados en diciembre de 2020 por paros en puertos".

Otro aspecto favorable a tener en cuenta es que, según observan en el mercado, el BCRA aminoró en estas últimas semanas el ritmo de intervención en el dólares financieros. Entre enero y marzo unos u$s 700 millones se fueron por esa vía.

"Viene bajando la venta que se hace para contener la brecha, aunque es transitorio", consignó Maximiliano Suárez, analista de Grupo Bull Market.

Más allá de las luces y sombras que vienen arrojando estos meses, con un BCRA que logra engrosar reservas cepo mediante, pero que corre el riesgo de que las deudas soberanas vacíen sus arcas, el mercado va a estar pendiente de cómo evolucione la pandemia en las próximas semanas, ya que más confinamiento obligaría a incrementar las necesidades de emisión.

"Si la evolución de la pandemia exige nuevas restricciones y/o el equipo económico no logra desacelerar la inflación, puede recrudecer la presión sobre el dólar, jaqueando la estabilidad cambiaria y obligando a un cierre más rápido con el FMI con una política fiscal y monetaria más contractivas", señala un documento de la consultora Analytica.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios