Finanzas personales

En qué invertir para aprovechar la prórroga del pago de Ganancias y Bienes Personales

La semana pasada, la AFIP oficializó una extensión en los plazos para cancelar ambos tributos del período fiscal 2020. Esto abre una oportunidad para que los contribuyentes hagan rendir esos pesos en un lapso corto.

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) oficializó la prórroga de las declaraciones y pagos a las personas físicas alcanzadas por los impuestos a las Ganancias y Bienes Personales para el período fiscal 2020, cuyas fechas límites ahora serán entre el próximo 11 y 13 de agosto

Ante esta extensión de los plazos de pagos, para aquellos contribuyentes que ya cuentan con los montos de los tributos e iban a realizar los pagos durante este mes, se abre la oportunidad de realizar alguna inversión a corto plazo para aprovechar este período en el que se pueden hacer rendir esos pesos.

Actualmente, el abanico de posibilidades de inversión es bastante amplio, pero para casos particulares como este los especialistas recomiendan recurrir a instrumentos que ofrezcan una ganancia inmediata, aunque no sea tan elevada, y que brinden la posibilidad de ingresar y salir rápidamente de ellos.

Al mismo tiempo, por tratarse de dinero comprometido para cumplir con un pago puntal de impuestos y evitar tener inconvenientes al respecto en caso de atrasos o impagos, sugieren alejarse de instrumentos que impliquen mayores riesgos, que en el corto plazo puedan generar posibles pérdidas sobre el monto inicial de inversión.

"Para estos casos, lo mejor es buscar algo de retorno y liquidez casi inmediata. En ese sentido, los Fondos Comunes de Inversión (FCI) con rescate en "T+0" o "T+1" son los sugeridos. Las carteras de esos fondos invierten en plazos fijos, Letras de Tesorería y alguna Obligación Negociable (ON), eventualmente", señala Diego Martínez Burzaco, de Inviu.

Además de estos fondos, existen también otro tipo de inversiones que podrían ajustarse a los tiempos de esta prórroga del pago de esos impuestos, pero implican algunos riesgos y contienen algunos detalles que el inversor deberá tener en cuenta al momento de decidir por cuál de las opciones inclinarse en este caso.

Fondos "T+0" y "T+1"


Los Fondos Comunes de Inversión (FCI) son instrumentos conformados por una cartera diversificada, muy demandados por inversores minoristas, con objetivos a corto, mediano y largo plazo. Dentro de ellos, se encuentran los denominados como "T+0" y "T+1", que se adaptan al inversor que apunta al corto plazo.

Como se mencionó anteriormente, las carteras de esos fondos suelen estar conformadas por depósitos a plazo fijo, Letras del Tesoro y en algunos casos contienen también algunas Obligaciones Negociables (ON), es decir, títulos de deuda privada que emiten las empresas.

Este tipo de instrumentos es recomendado por los especialistas para casos particulares como este debido a su gran liquidez, lo que permite ingresar y salir rápidamente. En este momento, ambas variantes ofrecen tasas de interés anual que van desde 34% hasta 38%, dependiendo del fondo al que se suscriba.

Para invertir en estos fondos, se debe tener una cuenta comitente en un broker y transferir allí el monto. Desde esa cuenta, buscar los FCI, revisar sus descripciones y seleccionar al de su preferencia, que indique "T+0" o "T+1". Cerca de la fecha en que se debe tener el dinero de nuevo, rescatar la inversión.     

Plazos fijos


Otra de las posibles opciones es el plazo fijo tradicional, con vencimiento a 30 días. Una alternativa dentro de este instrumento es el plazo fijo UVA, el cual se ajusta en base a la inflación y además ofrecen un rendimiento extra, que varía según el banco, pero suele ser entre 0,1% y 0,2% anual.

El inconveniente de este último es que el vencimiento mínimo es de 90 días. Sin embargo, dentro del mismo existe otra opción: plazo fijo UVA precancelable, que ofrece la posibilidad de cancelarlo a partir de los 30 días (algunos bancos piden avisar unos días antes) y brinda una tasa extra mayor, que suele ser del 1% anual.

No obstante, hay que tener en cuenta que al cancelarlo las condiciones cambian. En ese caso, el ahorrista recibirá el monto invertido inicialmente, más un plus establecido previamente, que suele ser del 30% anual. Es decir, algo similar a realizar un plazo fijo tradicional, pero con un interés menor.

Para suscribirse, se deberá acceder al homebanking o cajero automático de la cuenta bancaria. Desde allí, ingresar al apartado de inversiones, escoger el tipo de plazo fijo y determinar los tiempos. En caso de seleccionar el UVA precancelable, darle de baja antes de la fecha final que fijó la AFIP.  

Dólar y criptomonedas


Una tercera opción con posibilidad de ingreso y salida inmediata es pasar los pesos durante este lapso a otra divisa, es decir, comprar dólares o criptomonedas, por ejemplo. Así, se estaría apostando a una posible ganancia, en caso de que durante este período se registre una suba en la cotización de estos activos.

Sin embargo, se necesitaría un timing muy preciso de entrada y salida, dentro de un período acotado. Así como ambas monedas pueden generar ganancias con posibles subas de sus cotizaciones, también pueden ocasionar pérdidas si su valor cae en ese lapso. Por lo tanto, los especialistas no lo recomiendan para este caso.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios