Macri no irá a la Bolsa: por qué dicen que no es una foto que le sume votos

Desde 2008 que un Presidente de la Nación no pegaba el faltazo al aniversario de la Bolsa. A menos de un mes de las PASO, si bien su ausencia le resta glamour al acto, en el ambiente señalan que no irá "porque es una foto que hoy no suma votos".

Desde 2008 que un Presidente de la Nación no pegaba el faltazo al aniversario de la Bolsa. Aunque en ese año Cristina Kirchner faltó sin aviso y no mandó a nadie en su lugar, por lo que la ceremonia tuvo que ser suspendida. En 2002 Eduardo Duhalde faltó, pero mandó al entonces ministro de Economía, Roberto Lavagna.

Vaya paradoja: Néstor Kirchner fue a los cuatro actos que se hicieron durante su mandato, mientras Mauricio "market friendly" Macri va por ahora empatado: fue el año pasado pero faltará hoy, ya que mandará en su lugar al jefe de Gabinete, Marcos Peña, en conmemoración del 163° aniversario de la institución que fue fundada poco más de un año después de la sanción de la Constitución Nacional Argentina.

En el ambiente señalan que no irá "porque es una foto que hoy no suma votos", ya que no le conviene mostrarse muy condescendiente con el sector financiero de cara a las elecciones, y falta menos de un mes para las PASO del 13 de agosto, que marcará un termómetro de lo que puede suceder en las legislativas de octubre, ya que los intendentes suelen alinearse a los ganadores. De hecho, un importante intendente que está hoy con Randazzo habría acordado pasarse a las filas de Cristina luego de los comicios, ya que las encuestas la dan a ella ganadora en la provincia de Buenos Aires.

Lo cierto es que la ausencia del presidente le resta glamour al acto, ya que muchos empresarios, ministros y banqueros suelen ir para poder estar en el VIP del primer piso (tarjeta blanca, ya que la gris es sólo para la planta baja) con el Primer Mandatario y en en especial el codiciado súper VIP, ubicado en el salón del directorio al que sólo acceden unos pocos.

"Macri no tiene nada contra la Bolsa, ya que vino a un acto este mes y tiene previsto venir a otro en agosto, lo que sucede es que estamos muy cerca de las elecciones y hay votantes que relacionan a la Bolsa con la timba financiera, y si el Gobierno le quiere sacar votos a Massa, que quiere poner un impuesto a la renta financiera, no le conviene mostrarse demasiado condescendiente con el sector financiero", dicen quienes conocen los pormenores de la no visita.

Desde luego, a toda institución, como es la Bolsa, le conviene tener en su acto la presencia del presidente, y por eso adaptan la fecha de la ceremonia según la agenda del Primer Mandatario, siempre durante el mes de julio. "Es como que hagas un cumpleaños y falte el cumpleañero", exageran.

El año pasado, la presencia de Macri generó una gran expectativa entre los 3400 socios y socias, al punto que hubo un récord de 1500 asistentes, el triple que el año anterior, cuando fueron 650 personas. Para hoy apenas había 533 solicitudes: 346 socios y 187 invitados.

Es más, Macri ni siquiera le había pedido al presidente de la Bolsa, Adelmo Gabbi, que le mande su discurso con 48 horas de anticipación, como le exigía siempre, amparándose en una cuestión protocolar, Cristina Kirchner. Ella preparaba su discurso (guionado por Axel Kicillof) luego de leer el de Gabbi, al que alguna vez mandó al psicólogo, hecho por el cual quien se define como un "inversor bursátil" suele esbozar una sonrisa al recordar el episodio.

Quien seguramente sí esté hoy a las 18 horas en el acto sea el vicepresidente de Byma, Nicolás Caputo (el hermano del alma de Macri y primo del ministro de Finanzas, Luis Caputo), que el año pasado estuvo ausente con aviso por estar de viaje en el exterior. Cuando va a Miami, suele conducir un Mercedes Benz cuya patente, vaya paradoja, es CFK.

Tags relacionados