Entre el dato de inflación y la tensión paritaria, descartan baja de tasas

Datos de inflación de alta frecuencia tan malos como los esperados para este mes convencen a los analistas bancarios de que el Banco Central va a ser cauto. La pulseada por mantener a las paritarias cerca del 15% es otro factor que Sturzenegger tendrá en cuenta. 

En los bancos ayer apostaban casi en forma unánime porque hoy el Banco Central (BCRA) mantendrá sin cambios la tasa de interés de política monetaria, el centro del corredor de pases a 7 días de plazo, que se mantiene en 27,25% desde fines de enero. La entidad conducida por Federico Sturzenegger ya redujo en 150 puntos básicos el costo del dinero en lo que va del año tras una relajación de las metas de inflación impulsada por la Jefatura del Gobierno y a pesar de un salto en las expectativas de inflación.

Esta tarde a las 17 el Consejo de Política Monetaria del BCRA dará a conocer su cuarta decisión de tasas del año. Hasta ahora, la recortó dos veces y la mantuvo sin cambios en la última ocasión, el 14 de este mes.

"Nuestra expectativa es que mantiene tasa", dijo Hernán García, economista jefe de Banco Galicia. "Mantiene la cautela frente a la dinámica de inflación y corrección de expectativas al alza", agregó.

"Con las expectativas corrigiendo al alza, la previsión de un print de inflación elevado por los aumentos de tarifa de febrero y el hecho de que el Gobierno esté dando una pelea fuerte por mantener a las paritarias en torno al 15% lo lógico es que mantenga la tasa sin cambios", coincidió Gustavo Yana, analista de Banco Mariva. "Tras el cambio en la política monetaria, nuestra visión era que las bajas iban a ser muy graduales lo que pareció quedar avalado con la última decisión que mantuvo a la tasa en stand by, por eso creemos que hasta avanzado marzo no vamos a ver una nueva baja", agregó.

Los recortes a la tasa de política se hicieron luego del cambio de metas de inflación estaban fijadas en el 10% para este año y se elevaron al 15% a contramano de las expectativas de inflación (subieron del 16,6% en noviembre al 19,4% en enero, según el relevamiento de expectativas de mercado que hace el propio BCRA) y de mediciones de inflación resistentes a la baja.

En el período el dólar mayorista pasó de $ 19,18 a $ 20,20 (una suba de más de 5,2%), abonando previsiones de un traslado de la suba del dólar a precios. Y, por sobre ello, aumentos importantes de regulados en el segundo mes del año prometen números muy feos de inflación. La consultora Elypsis, por caso, proyecta que éste sería el peor mes del año: 2,5% de inflación nivel general y 2% de inflación núcleo.

Un relevamiento de la agencia Bloomberg entre 30 especialistas fue también unánime respecto a la expectativa de una tasa sin cambios.

"La combinación de una inflación reciente resistente y, más aún, el hecho de que las expectativas de inflación se desviaron de las metas luego de la recalibración de la política monetaria en enero son razones suficientes para mantener a las tasas sin cambios en este momento", dijo a la agencia Fernando Sedano, de Morgan Stanley. "A medida que entramos en el período de paritarias, creemos que mantener las tasas sin cambios debería ayudar a estabilizar al dólar y a evitar mayores deterioros de las expectativas de inflación.

Tags relacionados
Noticias del día