Analizan encajes y Leliq a un mes opcionales para que plazos fijos paguen más

El Banco Central (BCRA) está discutiendo en estos días cómo solucionar uno de los problemas con los que se encuentra el esquema monetario: que a pesar de una fuerte suba de la tasa de referencia los rendimientos de los plazos fijos avanzan muy poco. Como adelantó El Cronista la semana pasada, entre las alternativas en análisis está la de alargar el plazo de las Leliq y, atento a los pedidos de los bancos, también se analiza la posibilidad la forma de computar encajes de nuevos plazos fijos.

Mientras que la tasa de referencia subió 20 puntos porcentuales en el último mes, los rendimientos de los plazos fijos minoristas subieron apenas 4,9 puntos porcentuales en el mismo período.

Las líneas mayoristas, mientras tanto, ganaron 5,7 puntos (Badlar bancos privados) y 6,4 puntos (TM20). Algo mayor, pero sin embargo una reacción pequeña a ojos de la entidad que conduce Guido Sandleris.

En estos días, en el BCRA trabajan en una solución para ese problema que puede desincentivar los depósitos a plazo fijo en un año delicado, ya que no sólo pierden contra saltos del dólar sino que ni siquiera están por encima de la inflación esperada.

Hay dos alternativas en danza. Más una solución mixta, que combinaría ambas.

Una de las posibilidades que están siendo analizadas es la de una extensión del plazo de la Leliq, la letra cuyo rendimiento es la referencia de la política monetaria y la tasa que perciben los bancos por la liquidez que no destinan a préstamos. El problema es que la Leliq se emite a una semana de plazo, mientras que los depósitos a plazo fijo son en su mayoría a 30 días. Así, hay un descalce de plazos.

En el Central analizan solucionar esto con la creación de Leliq a un mes, que no reemplazarían a la actual, sino que serían un complemento a la misma. Serían licitadas una vez por mes, más allá de las licitaciones diarias de las letras a una semana, y los bancos que captaran depósitos podrían calzarlos de esa manera.

La otra alternativa en consideración, según una fuente del BCRA, es alterar la forma en que se computan los encajes. Hoy, los bancos pueden integrar parte de los encajes con Leliq y Bote 2020, el resto rinde cero. Aumentar el rendimiento permitiría un traslado mayor a la tasa.

Tags relacionados