Allaria: "El escenario desafiante obliga a los mercados a buscar una mayor integración"

En conversación con el Cronista, el presidente de BYMA hizo un repaso de la gestión de Macri y sus expectativas para el sector en la gestión Albertista

Alberto Fernández  asumió como nuevo presidente de Argentina, en un contexto en el que los desafíos económicos, sociales y políticos son significativos. Por su parte, el mercado se despide de la era Macrista con una experiencia amarga, con dos primeros años excelentes y los segundos dos signados por un retroceso en los precios y en las políticas, haciendo que se vuelva al Cepo cambiario y transitar un reperfilamiento de la deuda. Para hacer un balance del ciclo que finaliza y analizar las perspectivas hacia adelante, el Cronista conversó con Ernesto Allaria, presidente de BYMA quien sostuvo que esperan tener contacto con el próximo Gobierno para apuntalar el desarrollo del país y que esperan una integración de los mercados en Argentina.

Ya asumió Alberto Fernández como nuevo presidente. ¿Van a tener contacto con el nuevo Gobierno?

Por supuesto. El Mercado de Capitales va a ser clave para el próximo gobierno y esperamos tener diálogo con ellos. Con los políticos que hablamos conocen que un crecimiento del país tiene que tener al mercado como uno de los actores principales. Si dentro de los planes del próximo gobierno está la asistencia a las Pymes, entonces van a tener que naturalmente acercarse al mercado y allí estaremos para colaborar.

Ya con el nuevo presidente, ¿Qué expectativas tienen desde BYMA?

Creo que habrá que ver que ocurre en los primeros seis meses de gobierno, los cuales parecen ser determinantes, fundamentalmente por el tratamiento de la deuda. Desde BYMA seguimos invirtiendo en nuevos proyectos para promover el crecimiento del Mercado de Capitales. Mantenemos nuestro norte en seguir desarrollando el mercado local y entendemos que este escenario tan desafiante nos obliga a todos los mercados a buscar una integración aún mayor.

¿Con quienes buscarían integrarse?

Los cuatro mercados más importantes son MAE, ROFEX, MAV y BYMA. Tener cuatro mercados como somos hoy parece un poco mucho. Creo que las circunstancias nos obligan a generar propuestas de alianzas y uniones, si es que eso fuese posible. Ese proceso de integración se logra con un diálogo sincero entre las partes. Por ejemplo, BYMA y MAE operan prácticamente lo mismo y creo que la integración con ellos sería más fácil.

¿Qué beneficios crees que tendría una integración de esa magnitud?

Creo que al unir a esos cuatro mercados ganaríamos eficiencias. Se ahorraría mucho en costos de aranceles así como también de back-office y tecnología. Ahorraríamos costos cada uno de los mercados y probablemente también lograríamos ahorrarles costos a los participantes del mercado.

¿Cuánto condiciona un cepo cambiario al desarrollo del mercado?

Creo que hoy el cepo condiciona mucho menos de lo que condicionó en el cepo anterior ya que hoy vemos una estructura de mercado muy diferente. El control cambiario actual es más duro que 2013, sin embargo, hay más operaciones que en 2013. Por empezar, la existencia de robots en el mercado cambia significativamente las condiciones del mercado. Actualmente, el 70% de las ofertas en pantalla las ponen algoritmos. En 2013, por cada 3 ofertas había una operación y hoy por cada 10 ofertas hay una operación. Actualmente hay 30 robots que son utilizados por 20 ALYCS aproximadamente y que operan mayormente acciones, Cedears y bonos. Por otro lado destacamos que la inversión que venimos haciendo en BYMA para que los procesos sean mayormente electrónicos hace que la fricción en el mercado sea mucho menor que antes, de modo que hay más oferta, arbitrajes y liquidez. Finalmente, desarrollamos market makers en distintos mercados, permitiendo que crezca la liquidez.

¿Qué impacto tuvo en el mercado, el desplome histórico tras las Paso?

Desde BYMA veníamos con una estrategia muy activa en los últimos años apuntalando al crecimiento de acciones. Tras la fuerte caída después de las Paso, muchos proyectos cambiaron y se notó también que el mercado local se orientó aún más hacia la operatoria de renta fija. En cuanto a las compañías, las empresas internacionales que cotizaban en la bolsa local aprovecharon para deslistarse.

La caída tras las Paso obligó a muchas Alycs a reponer capital. ¿Como vieron ese proceso?

La volatilidad tras las Paso podría ocurrir una vez cada 100 años y claramente ese fue el momento de mayor estrés para el mercado. Fueron días difíciles, sin embargo no hubo demasiados problemas. Vale recordar que los últimos tres años fueron buenos para el mercado, incluyendo BYMA, que fue listada y capitalizó mucho a las ALYCS. Comparativamente las sociedades de bolsa están en mejor posición patrimonial hoy que en 2013 y ante nuestra solicitudes de reposición de garantías, la conducta de las ALYCS fue muy fuerte. El inversor a nivel general estaba mucho más dolarizado que otras crisis, lo que permitió que den respuesta rápida a los pedidos.  Si bien fue disruptivo, nos encontró preparados para un evento de esa magnitud.

¿Como es eso?

Dimos respuesta rápida a las condiciones demandantes del mercado ya que empezamos a trabajar en riesgo desde el año pasado. Por un lado tenemos un equipo abocado al riesgo de mercado, sumado a que hemos contratado un software para medir el riesgo de mercado en tiempo real. Con este software, no solo vemos a la ALYC sino que vemos a los inversores detrás de ellas. Nos permitió trabajar sobre la toma y colocación de fondos en cauciones garantizadas por BYMA, la reposición de márgenes de garantias, los niveles patrimoniales de las ALYCS, etc..

¿Qué opinión tiene sobre el hecho de que muchas compañías se deslistaron?

Vemos que se fueron las internacionales. Nosotros reaccionamos rápido con los Cedears y si bien el producto creció por el contexto, también lo hizo gracias a los market makers que estuvimos desarrollando. Vale citar el caso de la bolsa de México en la cual el 41% de su volumen son negocios en títulos valores del exterior. El cambio de contexto nos encontró con el producto disponible.

El volumen de renta fija en BYMA creció mucho también…

Efectivamente. Hoy la operatoria en bonos pasa mayormente por BYMA y representamos el 80% de volumen contra el 20% de MAE. Un factor de nuestro mayor volumen se debe a que las operaciones de contado con liqui mayormente se conciertan en BYMA. Nuevamente, y al igual que con los Cedears, estábamos listo para recibir ese volumen, sumado a que desarrollamos el producto de plazo por lote para hacer crecer la liquidez en el mercado de bonos, gracias a que de esa manera se logra tener cobertura contra el parking de 5 dias de bonos argentinos.

El reperfilamiento favoreció la operatoria en cauciones…

Exacto. El volumen de caución se duplicó tras el reperfilamiento. Como mencionamos, la concreción de nuestros proyectos operativos, favoreció el incremento de volúmenes. Los inversores buscan hacer tasa para posicionarse en pesos y sin riesgo de sufrir un evento crediticio como pudo haber sido el reperfilamiento. Desde BYMA teníamos listos los sistemas para recibir un mayor volumen con una mayor cantidad de operaciones y con un monitoreo apropiado del riesgo.

Igualmente el mercado local se achicó…

BYMA creció en el share de mercado pero el volumen de todos los mercados cayó. En algunos casos, la caída de volumen de algunos segmentos se vio compensada por el crecimiento de otras. Por ejemplo, no creció el volumen de acciones pero si creció el de Cedears. Desarrollamos rápidamente el Cedear de Tenaris y Petrobras y potenciamos el resto de los Cedears como Citi, Apple, Mercado Libre, Coca Cola, etc. Son todos Cedears que se operan mucho.

Por circunstancias económicas y políticas, mucha gente perdió mucho dinero en la bolsa. ¿Cómo se levanta al mercado de esta experiencia?

Entiendo que no es un problema de educación estrictamente hablando. Se hicieron demasiados cambios de reglas de juego y eso minó la confianza de los inversores. No es un problema de las herramientas, sino de respetar las reglas. El reperfilamiento por ejemplo, fue muy duro para el mercado, los fondos comunes de inversión fueron vistos por todos como la estrella que iba a hacer crecer al mercado en los próximos años pero el cambio de las reglas hizo que cambie drásticamente la percepción sobre los mismos.

Tras esta experiencia, ¿el inversor que se fue crees que volverá?

Hay que trabajar y colaborar para que las aguas se calmen. Todo es cíclico, veo difícil que las condiciones estén peores que en la época de 2012 a 2013. Se tienen que buscar incentivos para seguir invirtiendo en Argentina y creo que esos incentivos siguen existiendo, incluso para operar en forma local productos sin riesgo argentino. La ventaja impositiva de invertir localmente sigue estando.

La semana pasada Banco Macro se sumó al panel de gobierno corporativo

Efectivamente. En el Panel de Gobierno Corporativo ya entraron 5 compañías y es un logro para ellas. Deben cumplir con ciertos requisitos como incorporar mujeres en el directorio, introducir conductas de gobierno corporativo en defensa del inversor minoritario y adherir a las actualizaciones de mejores prácticas de buen gobierno. Si bien en Argentina el entorno macro es todo un desafío, las compañías hacen los esfuerzos para ordenarse y mostrarse en un Panel de Gobierno Corporativo. Esto es algo que en el mundo de las inversiones se valora mucho.

Tags relacionados
Noticias del día