U$D

DOMINGO 19/05/2019

Trump prometió donar soja pero le resultará difícil cumplir

Trump prometió donar soja pero le resultará difícil cumplir

Cuando Donald Trump subió de 10% a 25% los aranceles a las importaciones chinas, el presidente norteamericano declaró que emplearía el dinero recaudado a la compra del excedente de productos agrícolas y lo transportaría a los "países con hambre" en carácter de ayuda humanitaria. El departamento de Agricultura enseguida anunció que estaba preparando un programa.

El plan estatal de compra de cosechas colocó a los mercados agrícolas en terreno desconocido un año después de que estallara la disputa entre las dos economías más grandes del mundo. Los futuros de soja tocaron ayer en Chicago un nuevo piso en más de diez años.

Los envíos de soja estadounidense hacia China en el otoño boreal se derrumbaron después de que Beijing fijó un arancel de 25% a la oleaginosa. Desde diciembre, cuando se reanudaron las conversaciones, China se comprometió a comprar 20 millones de toneladas en una señal de buena voluntad. Desde entonces, partieron de puertos norteamericanos unas 5,6 millones de toneladas.

El gobierno de Estados Unidos el año pasado autorizó un programa de rescate agrícola de u$s 12.000 millones que incluía hasta u$s 7200 millones para productores de soja. También aprobó la compra de u$s 1200 millones de alimentos para donar a organizaciones de caridad.

Reducir el excedente de soja mediante donaciones a países extranjeros será una inmensa tarea. La mayoría de la soja estadounidense se procesa en plantas industriales y se convierte en alimento para animales o aceite vegetal. Paul Dorosh del Instituto de Investigación de Políticas Alimenticias Internacionales contó que parte de la soja se convierte en alimento para bebés y niños desnutridos, pero que el volumen es mínimo.

Por otro lado, la ley federal de Estados Unidos exige saber si el país receptor podría almacenar el alimento para evitar que se pudra, y evaluar si la ayuda perjudicaría a los productores locales.

"Encontrar un canal apropiado para ayuda alimentaria que no deprima los mercados locales de los países receptores y que garantice que se podrá aprovechar bien será muy difícil", dijo Dorosh.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Más notas de tu interés

Shopping