Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Trump anticipa que cederá la dirección de sus empresas

El presidente electo con sus tres hijos mayores

El presidente electo con sus tres hijos mayores

Donald Trump trató ayer de sofocar el alboroto que surgió en torno a los conflictos de intereses que existirían durante su mandato. Prometió alejarse totalmente de su imperio comercial.
Pero los críticos sostienen que la medida probablemente no sea suficiente si el manejo operativo de sus negocios quedará en manos de sus hijos, o si Trump mantiene el control a través de un fideicomiso ciego.

En medio de la creciente preocupación de que los gobiernos y empresarios extranjeros aprovechen los lazos comerciales de Trump para influir en la próxima administración presidencial norteamericana, el presidente electo dijo que planea dejar sus negocios "totalmente para centrarse únicamente en conducir el país".

"Si bien no estoy obligado a hacer esto por ley, siento que es visualmente importante, como presidente, no tener de ninguna manera ningún conflicto de interés con mis diversos negocios", dijo Trump en una serie de declaraciones publicadas en Twitter. "Por lo tanto, se están redactando documentos legales que me alejan completamente de las operaciones comerciales".
 

Trump dijo que profundizará en los detalles sobre de qué manera se apartará de sus negocios en una conferencia de prensa con sus hijos que tendrá lugar en la Ciudad de Nueva York en 15 de diciembre.

Sean Spicer, vocero del Comité Nacional Republicano, hablando con periodistas se negó a confirmar si Trump tenía intensiones de vender las compañías a sus hijos y abandonar el control financiero, o si sólo cede la supervisión operativa. Eso podría implicar la transferencia de los activos a un fidecomiso ciego para sus hijos, el cual podría recuperar nuevamente cuando deje la Casa Blanca.
"Esto lleva tiempo," aseguró Spicer. "Esta es una situación sin precedentes para un presidente electo".

Sin embargo, los expertos en ética y abogados advierten que el alejamiento de Trump de sus compañías no será suficiente dado que sus hijos participan tanto del imperio comercial como del equipo de transición presidencial.

"El presidente electo no puede resolver sus perversos y peligrosos problemas con su conflicto de intereses si sigue manteniendo la propiedad de The Trump Organization o si sus hijos son dueños u operan las empresas", señaló Fred Wertheimer, presidente de Democracy21, una organización no partidaria que defiende las reformas éticas.

"La única verdadera solución acá es que Trump se deshaga de sus activos colocándolos en un verdadero fideicomiso ciego que sea manejado por un administrador verdaderamente independiente", agregó Wertheimer.

Si bien ceder el control operativo de su compañía podría atenuar algunas de las preocupaciones, quedan sin resolver otras, incluyendo quién estaría pagando por el seguro y protección de las propiedades que tiene Trump en el extranjero, que son potenciales blancos terroristas.
"¿Quién va a proteger esos edificios? ¿Los gobiernos extranjeros van a pagar eso? ¿Puede alguien colocarnos en algún tipo de situación cayéndole encima a esos edificios?, se pregunta Richard Painter, ex abogado de ética durante el gobierno de George W. Bush. "Nosotros nunca tuvimos que hablar sobre eso antes porque los ex presidentes no tenían [esos tipos de operaciones].".

Los tres hijos mayores de Trump ocupan cargos de vicepresidentes ejecutivos de The Trump Organization y de asesores del comité ejecutivo del equipo de transición presidencial de su padre.
El anuncio de que habrá una conferencia de prensa en dos semanas –será la primera sesión de preguntas y respuestas en más de cuatro meses– dará a Trump y su equipo de transición una ventaja: tiempo.

"El hecho de que hará el anuncio con sus hijos a su lado deja muchos interrogantes en cuanto a si él y sus abogados comprenden el significado de un fideicomiso ciego, que es el arreglo que habían prometido previamente Trump y sus abogados", dijo Ben Cardin, Senador demócrata por Maryland.