Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Shell usará robots en yacimientos peligrosos para controlar equipos

Shell usará robots en yacimientos peligrosos para controlar equipos

Royal Dutch Shell desarrolló un robot que monitorea equipos y realiza controles de seguridad en una remota planta de Kazajistán, en uno de los ejemplos más sofisticados de aparatos que reemplazan a seres humanos en tareas peligrosas propias de la industria petrolera.

El grupo angloholandés sostiene que el robot, llamado Sensabot, es el primero en aprobarse para su uso en compañías de gas y petróleo que operan en ambientes donde puede haber explosiones. De esa manera, se reducirán los riesgos y costos que implica enviar personas a lugares peligrosos.
Shell planea utilizar el vehículo semiautónomo en una isla desierta dentro de Kashagan en el mar Caspio, un yacimiento petrolífero famoso por los altos niveles de un gas venenoso llamado sulfuro de hidrógeno que despide.

El Sensabot está equipado con una serie de sensores, cámaras y comunicaciones inalámbricas que permitirán a la compañía monitorear remotamente la infraestructura mediante un operador que manejará el robot desde un lugar seguro.

Adam Serblowski, ingeniero del programa robótico de Shell, lo ve como "una extensión del trabajador humano" más que un sustituto. "Permite a un trabajador hacer la misma tarea sin estar físicamente en el lugar", agregó. "Para empezar, en Kashagan lo haremos desde la principal isla donde hay personal de la compañía, pero en teoría podría hacerse desde una ciudad a miles de kilómetros de distancia".

Admitió que los operadores de robots ubicados en oficinas necesitarán diferentes conocimientos y habilidades que los que trabajan en el mismo yacimiento. Shell señaló que están realizando las últimas pruebas en Holanda antes de enviar a Sensabot a Kazakhstan. El grupo planea utilizarlo en otros yacimientos remotos, como así también en potenciales tareas en refinerías, plantas químicas y terminales de GNL.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar