Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Por malos datos del empleo en EE.UU., la Fed no subiría las tasas

La contratación de personal por parte de los empleadores norteamericanos se desaceleró a su ritmo más bajo desde 2010, lo que nubla el panorama económico y propina un golpe a las posibilidades de que la Reserva Federal eleve las tasas este mes.
Las nóminas no agrícolas en mayo aumentaron en 38.000 puestos, ajustado por estacionalidad, menos de la cifra de 123.000 de abril y muy por lo bajo de las expectativas de crecimiento cercanas a 160.000. Los empleadores tomaron 59.000 menos trabajadores en marzo y abril de lo anteriormente informado.
La tasa de desempleo cayó de 5% a 4,7% pero el declive fue impulsado por gente que abandonó la fuerza laboral y no por un auge de la contratación.
La cantidad de personas que trabaja part-time porque no pudo conseguir un trabajo de tiempo completo se elevó en 468.000.
Los últimos números de nóminas se vieron alterados por una huelga de 35.000 empleados en Verizon Communications que comenzó en abril y se extendió a mayo. Pero aún excluyendo ese efecto, el informe de empleo fue malo y se contrapone fuertemente con las fuertes mejoras que se observaron durante gran parte de la década.
"Esto es una bofetada para la economía de Estados Unidos", dijo Diane Swonk de DS Economics. "Ellos [la Fed] necesitan ver un dato de junio mucho mejor para mantener a julio en la mesa ... Cuando se va perdiendo empuje cerca de la reunión, no hay suba de tasas", agregó.
La solidez de la recuperación del mercado laboral norteamericano es central para que la presidenta de la Fed Janet Yellen ordene una suba de las tasas de interés, y el dato de un único mes no forzará al banco a descartar su valoración de la economía.
El Libro Beige, el informe anecdótico del banco, indica que "se notaron mucho los mercados laborales tensos" en la mayoría de los doce distritos en los que la Fed divide al país. Los datos del viernes provenientes de la Oficina de Estadísticas Laborales mostraron que el ingreso promedio por hora de trabajo subió 2,5% comparado con el año anterior, lo que marca un dato positivo.
Pero los números del empleo hacen que sea altamente improbable que la Fed suba las tasas este mes -y las probabilidades ya eran muy bajas dados los riesgos en los mercado relacionados con el referéndum de permanencia en la UE que se llevará a cabo en Gran Bretaña.
Los operadores bursátiles ahora también ven menos probable un movimiento en julio, dado que las revisiones a la baja de las cifras de marzo y abril sugieren que es mayor la desaceleración del crecimiento del empleo.
Durante los últimos tres meses, el promedio de cantidad de trabajos creados fue de sólo 116.000 mensuales, comparado con la media de 229.000 el año pasado.
Sin embargo, cuando en julio se reúna la Fed, ésta contará con datos de empleo de otros dos meses, lo que significa que el escenario podría cambiar para entonces. La pregunta que tendrán que responder es si la contratación se ha desacelerado levemente porque la economía está llegando al pleno empleo o si las compañías están reduciendo la contratación frente a la menor demanda.
Lo que preocupa es que el ritmo del crecimiento en el vasto sector de servicios ha caído el mes pasado a su nivel más bajo desde febrero de 2014, lo que se agrega a los temores por la salud de la recuperación .
El mes de mayo registró fuertes avances del empleo en salud, pero muchos otros grandes sectores experimentaron retrocesos, incluyendo el manufacturero, donde desaparecieron 10.000 puestos de trabajo; la construcción, donde hubo reducciones de 15.000; y minería, donde el descenso es de 11.000. El crecimiento del empleo en el área de venta minorista fue de un marginal 11.000.
'Dada la caída de las ganancias corporativas y de la inversión en los últimos trimestres, nos sorprendía que se hubiera mantenido tan bien el crecimiento del empleo', señaló Gad Levanon, economista jefe para América del Norte en Conference Board. 'Esperábamos una desaceleración del crecimiento del empleo, pero no tan fuerte. Este flojo informe de plantillas bien puede impedir que la Fed suba las tasas este verano' (boreal), agregó.