Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Petrobras recorta 25% su plan de inversión a cinco años

Golpeada por el mega escándalo de corrupción y la depreciación del real, la petrolera brasileña recortará la producción y frenará proyectos a fin de cuidar la liquidez

Petrobras recorta 25% su plan de inversión a cinco años

Petrobras, el grupo petrolero que se encuentra en el centro del escándalo de corrupción más grande de Brasil, ayer redujo radicalmente su plan de inversión a cinco años en u$s 32.000 millones con el objeto de proteger su liquidez.

La compañía petrolera estatal informó que planea invertir u$s 98.400 millones entre 2015 y 2019, cifra que representa un recorte de 25% respecto a su pronóstico original de u$s 130.300 millones. Las finanzas de Petrobras se han deteriorado fuertemente desde que en 2014 saltó el escándalo por sobornos multimillonarios pagados por la compañía.

Con una deuda neta cercana a los u$s 104.000 millones, la más elevada para cualquier grupo del sector energético, Petrobras trató de vender activos y reducir el gasto. Además dejó de pagar dividendos. La compañía ayer informó que los recortes que planea para su gasto de capital probablemente conduzca a una reducción de su producción petrolera estimada para este año en Brasil, de 2,185 millones de barriles diarios a 2,145 millones.

Además del menor gasto en proyectos energéticos, Petrobras recalcó el impacto negativo de la fuerte depreciación del real brasileño contra el dólar norteamericano, que según afirmó es responsable de los recortes en unos u$s 10.700 millones.

Con más del 80% de su deuda en monedas extranjeras, la debilidad del real acrecentó la deuda de Petrobras. Durante los últimos cinco años, su deuda bruta se multiplicó por cuatro y representa el mayor desafío que tiene por delante Aldemir Bendine, su nuevo máximo responsable.

Bendine llegó a la petrolera en febrero del año pasado proveniente del Banco do Brasil, una entidad estatal, con el objetivo de ayudar a contener el daño del escándalo de corrupción en Petrobras. Los fiscales aseguran que durante gran parte de la década pasada, varios ejecutivos de Petrobras conspiraron con las constructoras más grandes de Brasil para inflar los contratos del productor de petróleo. Señalan también que se han robado miles de millones de dólares para financiar vidas lujosas, pagar coimas y canalizar dinero hacia políticos, mayormente miembros del gobernante Partido de los Trabajadores y sus aliados.

En abril del año pasado, la compañía finalmente publicó sus resultados anuales correspondientes a 2014, que mostraron que Petrobras se había hundido a una pérdida neta de 21.600 millones reales. El derrumbe del precio del petróleo también perjudicó a Petrobras y le dificultó en gran medida la venta de activos.

"Petrobras viene trabajando constantemente en los ajustes a su plan de negocio y adaptándolo con rapidez a los cambios que sufrió el escenario en el que operan las empresas", señaló la compañía advirtiendo que todavía enfrenta varios factores de riesgo.

Recalcó además los efectos de la volatilidad de la moneda y de los mercados petroleros, además de los problemas en su cadena de suministro. Con muchos proveedores de Petrobras siendo investigados en el marco del escándalo de corrupción y enfrentando dificultades financieras propias, la industria de petróleo y gas en Brasil está mayormente paralizada.