Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Australia apoya sumar a China al TPP

El primer ministro de Australia Malcolm Turnbull prometió mantener vivo el Acuerdo Transpacífico tras el retiro de Estados Unidos y aseguró que está abierto a que China se incorpore al pacto. Sin embargo, los negociadores comerciales de varios países señalaron que será difícil sostener el TPP en su actual formato. Es probable que los grandes jugadores como China y Japón se comprometan a participar de un intensivo proceso diplomático para tratar de darle forma a un nuevo acuerdo regional.
"No contar con Estados Unidos en el TPP es una gran pérdida," dijo Turnbull. "Pero nosotros no vamos a dejar de lado nuestros compromisos con el empleo australiano", agregó.
"Definitivamente hay potencial para que China se incorpore al TPP", agregó. "También está la oportunidad de que el TPP siga adelante sin Estados Unidos y últimamente he mantenido activas conversaciones con otros líderes, incluso anoche hablé con el primer ministro de Japón (Shinzo) Abe sobre eso".
Ayer, el ministro de Relaciones Exteriores de China no quiso decir si Beijing podría considerar una invitación a unirse al TPP. Un vocero del ministerio en cambio citó que hay dos acuerdos comerciales que compiten con el TPP.
Japón no tiene intenciones de abandonar el TPP y espera que Trump finalmente cambie de opinión. Funcionarios de Tokio pusieron paños fríos a la idea de Turnbull de seguir adelante sin Estados Unidos.
Explicaron que Australia ya tiene un acuerdo comercial bilateral con Washington y que, por lo tanto, tiene relativamente poco que perder con el decreto de Donald Trump. Japón, por otro lado, ofreció bajar los aranceles agrícolas en el TPP para tener mejor acceso al mercado norteamericano para sus productos. Tiene pocos motivos para conceder lo mismo a Canadá y Australia.