LA SOLIDEZ DEL DÓLAR ES OTRO TEMA QUE EST EN LA MIRA DE LOS INVERSORES

Semana clave para el precio del crudo por la reunión de la OPEP

Se espera que Rusia y Arabia Saudita decidan elevar la producción de petróleo. Una gran preocupación es el derrumbe de algunas monedas

Todo indica que ésta será una semana movida para los mercados. Se llevará a cabo un crucial encuentro de la OPEP, en un momento en que los frágiles mercados emergentes y la solidez del dólar estadounidense siguen siendo temas calientes entre los inversores.

¿Los precios del petróleo seguirán bajo presión?

Los valores del crudo siguen presionados en medio de las expectativas de que Arabia Saudita y Rusia tomen medidas la semana próxima para elevar la producción después de haber restringido la oferta durante más de un año.

Los ministros de Energía de los países miembro de la OPEP y de aquellos que no forman parte del cartel se reúnen el 22 y 23 de junio en Viena para debatir la política de petróleo mientras las comercializadoras y los analistas del mercado se preguntan hasta dónde llegarán esos países.

Los sauditas y los rusos están de acuerdo en que la producción debería aumentar "gradualmente" si fuera necesario, y que el mercado debería contar con el respaldo de "un abastecimiento de crudo confiable y suficiente".

Pero no queda claro qué tan abrupto sería el incremento de la producción y durante qué período. "Ambos ministros dejaron en claro que ya se encendió el interruptor para elevar la oferta", aseguró Oliver Jakob de Petromatrix.

Los funcionarios norteamericanos discretamente pidieron a los productores que aumenten la producción para compensar lo que no provenga de Irán, país que ha recibido la nueva ronda de sanciones, y para aliviar el impacto de cualquier salto en el precio. El derrumbe de la producción de Venezuela contribuye al alza de los precios, que superaron los u$s 80 el barril en las últimas semanas, aunque el viernes pasado el crudo Brent retrocedió a u$s 75 el barril y ayer rondaba los u$s 73.

La renovada violencia en Libia también forzó el cierre de importantes puertos petroleros durante la semana pasada.

Pese al acuerdo entre Rusia y Arabia Saudita -los arquitectos del pacto de recorte de oferta que está vigente desde enero de 2017-, otros países como Irán no apoyan ninguna flexibilización de las restricciones. El ministro de Energía de Irak la semana pasada advirtió que podría provocar nuevas caídas de los precios.

Los analistas de Bank of America señalaron que la creciente producción de shale norteamericana todavía representa un "riesgo" para el cartel, y que los incrementos quedaron ocultos detrás de algunas cuestiones geopolíticas. "El cartel necesita prepararse para esa eventualidad".

¿Cuál es la mayor preocupación para los inversores de mercados emergentes?

La política y las elecciones, en particular. No es coincidencia que tres de las cuatro monedas más grandes del mercado emergente que han registrado caídas este trimestre sean Turquía, México y Brasil, todos países que tienen comicios en los próximos meses.

El dólar provocó la liquidación inicial de los mercados emergentes en abril, pero la última encuesta de administradores de fondos elaborada por Bank of America Merrill Lynch señala que el riesgo político ahora reemplazó al desempeño de la divisa norteamericana como su mayor preocupación vinculada a los mercados emergentes. Tienen pocas esperanzas de que los candidatos de centroderecha obtengan una victoria electoral en México y Brasil.

El derrumbe en Turquía se debió a los comentarios anti mercado del presidente Recep Tayyip Erdogan, y si bien los inversores se tranquilizaron con las subas de tasas, la lira probablemente siga presionada hasta que se sepa el resultado de su candidatura para la reelección el 24 de junio.

Pero incluso las caídas de dos dígitos de la lira, del peso mexicano y del real brasileño no fueron tan severas como el 27% del derrumbe del peso argentino. Su debilitamiento llevó a la renuncia del presidente del banco central en medios de rumores de críticas provenientes del presidente Mauricio Macri.

El pronóstico para los mercados emergentes no es bueno. Las tensiones comerciales que involucran a China se suman al escenario pesimista.

Sin embargo, Oppenheimer Funds cree que la negatividad es exagerada. "El actual ciclo de crecimiento global está intacto y estable en niveles de expansión bastante elevados", señalan en el fondo mencionando que el estímulo fiscal de EE.UU. debería elevar la demanda de importaciones y, por lo tanto, ayudar a las economías emergentes.

Tags relacionados