Rule book

Una nueva cruzada

La franquicia neozelandesa Crusaders disputará su duodécima final del Super Rugby, el certamen más importante del hemisferio sur, contra el equipo sudafricano Lions. La historia de uno de los mayores ganadores del rugby mundial.

No es casualidad que los Crusaders hayan ganado en siete ocasiones el Super Rugby, el certamen más competitivo a nivel mundial. La franquicia neozelandesa con base en Christchurch irá por su octava final ganada este sábado, ante el último finalista: Lions.

Hace algunos años, cuando el torneo era disputado únicamente por equipos de Nueva Zelanda, Australia y Sudáfrica, los Crusaders hacían temblar al estadio que pisaban. En aquel momento, el campeonato se denominaba Super 12, y el equipo neozelandés ganó cinco de los 10 encuentros. De hecho, en 2002, marcaron un récord histórico: hasta la actualidad, son la única franquicia en ganar el torneo sin haber perdido ni un sólo encuentro. A su vez, en la misma temporada, establecieron el récord de mayor cantidad de puntos anotados en un mismo partido frente a Waratahs, de Australia, ganándole 96 a 16.

No obstante, no siempre fue todo color de rosas. En su primera aparición, en 1996, fueron pasados por arriba por las potencias sudafricanas, perdiendo nueve de los 11 encuentros disputados. Al final de ese campeonato, el coach tuvo que salir a apostar fuerte al mercado de pases para reemplazar a ocho jugadores de la plantilla que sufrieron lesiones.

Años más tarde, los Crusaders se repusieron: ganaron siete de las 12 finales disputadas. Además, formaron jugadores históricas del país, como Dan Carter, el icónico apertura de la selección negra, y a Richie McCaw, el histórico capitán de los All Blacks. Este sábado se medirán ante una potencia sudafricana en ascenso: los Lions.

En la actualidad, Crusaders tiene entre sus filas a las principales figuras del seleccionado del Pacífico. Entre ellos, resalta Kearan Read, el número ocho de los All Blacks y ball carrier de los de Christchurch. También jugará Israel Dagg posiblemente como wing, y el legendario Sam Whitelock en la segunda línea de los forwards. El partido se disputará en la capital sudafricana, en el mítico Ellis Park de Johannesburgo.

 

Tags relacionados
Noticias del día