EL GOBERNADOR BUSCÓ TRANQUILIZAR AL SECTOR

"Van a estar bien", prometió Scioli a los fabricantes de autos

El gobernador conversó con los presidentes de las once terminales automotrices que fabrican en el país. Intentó tranquilizarlos y hasta pidió que fabriquen más

El gobernador Daniel Scioli estrenó el traje de único candidato presidencial por el Frente para la Victoria frente a los ejecutivos del sector automotriz. Y lo hizo con una mezcla de kirchnerismo y sciolismo: llegada tarde y espera, más promesas y discurso de continuidad.


La avanzada de Scioli llegó mucho antes que el gobernador, que lo hizo algo más de una hora después de lo pautado. Mientras tanto, los presidentes de las once terminales automotrices que fabrican en el país se mostraban un poco ansiosos. El problema es que ayer fue el día de la avant premier y cocktail, y necesitaban tapar los autos antes de que entrara la gente, pero la visita de Scioli tenía que ser con los autos descubiertos. Al final pasó lo que todos suponían: se mezcló la gente invitada a la fiesta con la recorrida del candidato a presidente.


Pero antes de Daniel Scioli, llegó su hermano Nicolás, y lo hizo acompañado por Mariano el loco Dalla Libera, quien participó de toda la recorrida frente a la mirada de los ejecutivos que no entendían muy bien la presencia del ex jugador de River. Muy pocos estaban al tanto de las intenciones de El loco de hacer sus primeras armas en la política junto al ex motonauta.


Scioli primero se reunió en privado con todos los presidentes de las empresas, luego recorrió los stands, se sacó foto con los autos, preguntó por los motores y las inversiones, saludó a quien lo saludaba y se sacó selfies con quien se lo pidiera. En un momento decidió hablar con los periodistas que lo seguirán por todo el salón pero sólo respondía las preguntas que salían del cronista de la Televisión Pública, y lo hacía como de costumbre, apostando al positivismo, metiendo alguna broma. Sólo se desvió de su metodología discursiva cuando aseguró que "se viene la cuarta etapa" haciendo alusión a que Néstor y Cristina Kirchner fueron la primera, segunda y tercera. Consultado sobre los precandidatos de la provincia de Buenos Aires dijo que "todos aseguran la continuidad".


Cuando habló con los ejecutivos de las empresas, todos coincidieron que lo hizo poniéndose el traje de presidente. Así fue que cuando le preguntó a uno de ellos por la situación de la industria y este le contestó que "bien, pero complicada", Scioli le dijo que "no se preocupen, estamos en eso" y lo remató con un "descuenten que van a estar bien". Lo mismo hizo con otro máximo exponente de una de las marcas, al que le aseguró que tenía que tener "confianza" y le aconsejó que se "calme" y que "no se estrese".


Pero la frase que más lo mostró en su rol de Presidente fue la que dijo en el stand de una de las pick up de fabricación nacional cuando les aseguró que debían fabricar más porque "vamos a incorporar 100.000 efectivos en todas las fuerzas, y vamos a necesitar unidades".


En el medio de los empujones, los flashes y el griterío, el gobernador no se olvidó de manguearle 20 autos más al presidente de Fiat, Cristiano Rattazzi, para las escuelas técnicas. Rattazzi le respondió con una sonrisa y un afectuoso "chau Daniel, nos vemos".

Tags relacionados
Noticias del día