EXPECTATIVA EN LA REGIÓN POR UN ANUNCIO QUE PODR A DEMORARSE

Una vez más, el Mercosur exigirá mayor cupo agrícola para cerrar acuerdo con UE

Los ministros y los jefes negociadores de la región acordaron pujar ante los delegados europeos para ampliar los envíos de productos primarios y manufactur de origen agropecuario

Ministros y funcionarios de Relaciones Exteriores y Comercio de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay se reunieron anoche en el Palacio San Martín para ultimar detalles de la negociación en curso que apunta a sellar un acuerdo de asociación con la Unión Europea (UE).

El canciller Jorge Faurie, el ministro de Producción, Francisco Cabrera, y los secretarios de Relaciones Económicas Internacionales, Horacio Reyser, y de Comercio, Miguel Braun, recibieron a sus pares del Mercosur para tratar los temas pendientes y que, de momento, dilatan la negociación abierta en 2000 y que ha pasado por avances y retrocesos desde entonces.

Según fuentes involucradas en la puja, la cuestión agrícola sigue marcando la divisoria de aguas, no sólo con la UE, sino también, de modo sutil, al interior de la unión aduanera.

El gobierno argentino, por el lado de la Cancillería, sostiene que un acuerdo sin una cabal representación del sector agroindustrial no puede avanzar. Pero en Producción tienen otra mirada e insisten en enfocarse en la ansiada llegada de inversiones, la reconversión del sector industrial, que le dará potencialidad, y la exportación de servicios del conocimiento.

Sobre este punto, el ministro Cabrera buscó ayer llevar calma al advertir que, una vez logrado el acuerdo, "se trabajará con la industria local para mejorar sus condiciones de competitividad y potenciar las oportunidades".

Asimismo, las posiciones dentro del bloque sudamericano varían entre aquellos que comparten una visión holística del acuerdo, y los que insisten en lograr un ambicioso acuerdo para el intercambio de bienes agrícolas y ganaderos. A pesar de ello, hay consenso para exigir un mayor cupo para las exportaciones de carne vacuna y bioetanol, un biocombustible elaborado a base de la caña de azúcar, vital para los brasileños.

Ayer por la mañana, el canciller Jorge Faurie se mostró optimista sobre la posibilidad de firmar un tratado con altas implicancias sobre el comercio de bienes, servicios e inversiones. "No estamos tan lejos", dijo, y ante una pregunta de El Cronista sobre eventuales novedades, respondió: "No sé si será mañana (por hoy), pasado o el 21". Ese día se reúnen en Brasilia los jefes del bloque, para traspasar la presidencia semestral del Mercosur a Paraguay.

Precisamente el canciller paraguayo, Eladio Loizaga, dijo a este diario que "todavía hay algunas cuestiones sensibles que se están acercando", como "el tema agrícola", y completó: "Entre nosotros estamos bien; ahora debemos elevar lo último que estamos definiendo, para saber qué es lo que ellos (los europeos) tienen guardado". El ministro guaraní insistió en que este debe ser "un acuerdo recíproco, igualitario, balanceado para ambas partes".

La resistencia de algunos miembros de la UE podría demorar un anuncio que el Gobierno intenta hacer coincidir con la conferencia ministerial de la OMC. Brasil, sin obstruir, se muestra confiado en que las noticias se producirán el 21 de diciembre, con Michel Temer como anfitrión.

Tags relacionados
Noticias del día