Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Siete claves para entender la polémica por el Correo 

Por el acuerdo que ahora volvió a “foja cero”, el Grupo Macri iba a pagar $ 600 millones. La fiscal habló de una “condonación” de $ 70.000 millones. El grupo empresario tiene su propio reclamo por miles de millones contra el Estado. Los argumentos de cada uno.

Siete claves para entender la polémica por el Correo 

1. Antecedentes: en 1997, el Gobierno del entonces presidente Carlos Menem le adjudicó la concesión del Correo Argentino por 30 años a la empresa Sideco, de los Macri. Además de una serie de inversiones, el grupo empresario se comprometía a pagar un canon de 51 millones de pesos/dólares (en ese momento regía el 1 a 1) por semestre. En diciembre de 1999, la empresa dejó de pagar el canon y en septiembre del 2001, entró en concurso de acreedores. En 2003, el gobierno de Néstor Kirchner, expropió el Correo. En diciembre de 2003, el primer juez de la causa decretó la quiebra de Correo Argentino SA.

2. El acuerdo entre el Grupo Macri y el Gobierno: la deuda generada desde 1999 hasta 2001 –el momento de la quiebra- fue valuada en 296 millones. Si bien originalmente eran pesos/dólares, como ocurrió con otras deudas, el Gobierno la consideró pesificada. El cuestionado acuerdo del año pasado reconocía esa deuda en pesos, a pagar en cuotas anuales desde 2018 hasta 2033 con un interés anual del 7% (lo que da un total de unos $ 600 millones) y el mayor peso en los últimos años del plan de cuotas.

3. El cálculo de la fiscal: en su dictamen de rechazo al acuerdo, la fiscal Gabriela Boquín actualizó la deuda contraída hasta septiembre de 2001 tomando como parámetro el tipo de cambio de febrero de este año, lo que daría un total de unos $ 4700 millones. Y para la actualización subsiguiente, aplicó la tasa activa del Banco Nación al momento del concurso preventivo (septiembre 2001, 1,46% mensual), con lo que el cálculo arroja una diferencia de más de $ 70.000 millones para 2033.

4. El argumento del Gobierno: la defensa del acuerdo, hoy caído, se centraba en que la deuda era en pesos y en que cuando hay una convocatoria de acreedores, se congelan los intereses de la deuda. Por eso, según esa postura, la deuda sigue siendo de menos de $ 300 millones. Con el mismo argumento, el macrismo cargó las tintas contra los gobierno de Néstor y Cristina Kirchner por no haber puesto fin al conflicto.

5. Otros cálculos: algunos juristas sostienen que la que difundió el Gobierno es sólo una interpretación de la ley, pero que hay jurisprudencia de casos en los que sí se aplicaron intereses a las deudas pese a la convocatoria de acreedores, y que el Estado debería haber tomado esos casos como antecedentes para buscar un acuerdo que le fuera más favorable.

6. El reclamo del Grupo Macri: la empresa de la familia del Presidente –hoy a cargo de sus hermanos y sus hijos- sostiene que el Estado le debe en realidad mucho más dinero del que le reclaman. En una entrevista reciente con la revista Noticias, Leonardo Maffioli, CEO del Grupo Macri, sostuvo que les “robaron” la empresa y cuestionó que el Estado nunca haya pagado por el uso de las instalaciones y la tecnología que incorporó el Correo durante la gestión Macri. El diario Perfil, en tanto, publicó las cifras del reclamo: $ 1300 millones más intereses si se concluye que el canon realmente está adeudado; $ 1500 millones más intereses si se reconoce sólo parte de la deuda que reclama el Estado; y 4000 millones más intereses si la Justicia concluye que la deuda por el canon es nula.

7. “A foja cero”: ante la polémica que levantó la difusión del dictamen de Boquín, el Gobierno dio marcha atrás con el acuerdo y planteó una nueva negociación en la que se incluyan los reclamos cruzados. También pidió a la Justicia que declare la nulidad del reclamo de la empresa contra el Estado (con un argumento técnico, por la falta de presentación durante seis meses). En ese marco, la Cámara citó nuevamente a una audiencia a las partes, esta vez también con la Fiscalía. La reunión será el 16 de marzo.