Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Se invertirán u$s 63 millones en frenado automático para los trenes metropolitanos

El convenio fue suscrito con la firma japonesa Marubeni, generaría 2.000 puestos de trabajo directos y la nueva tecnología estaría en funcionamiento en el 2018.

Se invertirán u$s 63 millones en frenado automático para los trenes metropolitanos

El Gobierno firmó un acuerdo por 63 millones de dólares con una empresa japonesa para proveer de tecnología de frenado automático a los trenes metropolitanos; "una de las medidas de seguridad ferroviaria más importantes de los últimos 30 años", según el ministerio de Transporte.

El convenio, fue suscrito por el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich; el presidente de Trenes Argentinos-Infraestructura, Guillermo Fiad, y el representante de la firma Marubeni, Masaaki Higuchi, y generaría 2.000 puestos de trabajo directos.

Los equipos se instalarán en las líneas Urquiza, San Martín, Belgrano Sur, Belgrano Norte y Sarmiento y el objetivo es que la nueva tecnología esté en funcionamiento a partir de 2018 en las líneas Mitre y Tren de la Costa, y para los ramales pendientes de la línea Roca, en 2019.

Actualmente, "sólo el 10 por ciento de toda la red metropolitana tiene sistemas de seguridad de frenado", informó la cartera de Transporte. El sistema de frenado automático de trenes ATS, es un requisito básico de los sistemas ferroviarios modernos, ya que reduce al máximo el riesgo de colisiones y accidentes.

El sistema está compuesto por tres dispositivos: una señal o ‘semáforo’ y una bobina conectada a él al lado de la vía; más una antena a bordo del tren, ubicada en ambas cabinas.

La compra forma parte de una inversión en materia de seguridad ferroviaria de 250 millones de dólares para la instalación del frenado automático de trenes en 280 formaciones y la reposición de 1.500 km de vías. La iniciativa comenzó esta semana, con la incorporación de dos formaciones completamente nuevas y equipadas con frenado automático para el trayecto Constitución-Ezeiza de la línea Roca.

Por otra parte, desde la cartera se licitaron obras por un total de 2.696 millones de pesos para adecuar el señalamiento actual de las líneas San Martín, Belgrano Sur, Urquiza y Roca a la detención automática de tren (ATS por su sigla en inglés).

“Esta decisión trascendental no la tomó nadie en más de 30 años, nosotros lo decidimos en los primeros 20 días de gestión y hoy lo estamos haciendo posible”, aseguró Dietrich. “De haber existido esta tecnología, en los últimos 20 años se hubieran podido evitar 113 accidentes”, puntualizó.

“El objetivo es tener frenado automático en todo el AMBA para saldar así, en 4 años, una deuda histórica acumulada durante los últimos 30, en materia de seguridad ferroviaria”, dijo por su parte Fiad y destacó que las tareas generarán 2000 puestos directos de trabajo.