U$D

MARTES 11/12/2018
Dólar Banco Nación
/
Merval

Salario mínimo: el Gobierno fijó una suba de 25% en cuatro cuotas

La reunión del Consejo concluyó sin acuerdo. La CGT pretendía llegar al valor de la canasta básica, unos 19.600 pesos y los empresarios ofrecieron 20%. Qué balance hicieron desde el sector gremial, los empresarios y el Gobierno.

Salario mínimo: el Gobierno fijó una suba de 25% en cuatro cuotas

La reunión del Consejo del Salario concluyó esta tarde sin acuerdo y el Gobierno, tal como como ocurrió el año pasado y anticipó hoy El Cronista, anunció un laudo por decreto, que implica una suba de 25% en cuatro cuotas, la última de las cuales se cobrará en junio de 2019

El escalonamiento dispuesto por el Gobierno queda de la siguiente manera: 7% a partir de septiembre (10.700 pesos) 6% a partir de diciembre, (11.300 pesos), 6% a partir de marzo de 2019 (11.900 pesos) y un 6% a partir de junio del próximo año (12.500 pesos).

Las posiciones entre gremialistas y empresarios habían quedado enfrentadas entre la postura de la CGT, que pretendía que el sueldo mínimo sea equivalente al valor de la canasta básica, por encima de los 19.000 pesos, y la de los empresarios, que sostuvieron la idea de una suba del 20%, también en cuatro tramos. El salario mínimo hoy está en 10.000 pesos, luego de la suba que, también por decreto, estableció el Gobierno el año pasado, en cuatro tramos que terminaron de cobrarse en julio pasado. 

"Ante la ausencia de un acuerdo, el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social resolvió elevar a través de un laudo la pauta del mínimo salarial que debe percibir un trabajador soltero sin hijos en la Argentina por la jornada laboral acordada a $12.500, lo que equivale a un aumento del 25%. Los montos serán actualizados en cuatro tramos, 7% a partir de septiembre, 6% a partir de diciembre, 6% a partir de marzo de 2019 y un 6% a partir de junio del próximo año", dice el comunicado de la cartera laboral. 

El texto ministerial también informa los nuevos montos para la prestación por desempleo, que serán: $2.488 y $3.982 a partir de septiembre, $2.628 y $4.205 a partir de diciembre, $2.767 y $4.428 a partir de marzo de 2019 y $2.907 y $4.652 a partir de junio de 2019.

El salario mínimo determina el piso de ingresos de unos 300.000 trabajadores fuera de convenio y sirve como referencia para los salarios del sector informal. Además, su incremento se replica en el valor de los planes sociales y en el piso salarial docente, que por ley debe superar en un 20% al sueldo mínimo.

“Luego del trabajo en comisiones, en la correspondiente al salario mínimo, no hubo acuerdo y se laudó”, describieron en el Ministerio de Trabajo, desde donde también defendieron la suba aplicada. “El aumento es para trabajadores solteros sin hijos, es importante remarcarlo y estuvo en línea con los aumentos acordados en las últimas paritarias que se cerraron”.

En representación de la CTA Autonónoma participó, junto con Pablo Micheli, José Rigane, secretario adjunto de esa central. Según el dirigente de Luz y Fuerza de Mar del Plata, la determinación del 25% en cuatro cuotas establecido por el Gobierno es “una vergüenza”. Para Rigane, incluso más allá del porcentaje, la propia dinámica del Consejo es una “parodia”, ya que “no puede ser que algo tan trascendental como el establecimiento del salario mínimo, que debería merecer una discusión profunda, se resuelva de esta manera, en unas horas”.

Rigane se indignó ante El Cronista con el resultado del laudo ministerial: “Es un gobierno que no hace otra cosa que golpear a los sectores más desfavorecidos. Para los sectores desfavorecidos, es el peor gobierno desde la vuelta de la democracia”. Rigane igualmente destacó que, esta vez, todas las centrales estuvieron de acuerdo en un planteo común, cosa que no había ocurrido en otras oportunidades. “Acordamos un reclamo unificado, de que el  salario se eleve a 19.600 pesos, que es la canasta básica”, dijo.

“Luego del trabajo en comisiones, en la correspondiente al salario mínimo, no hubo acuerdo y se laudó”, describieron en el Ministerio de Trabajo, desde donde también defendieron la suba aplicada. “El aumento es para trabajadores solteros sin hijos, es importante remarcarlo y estuvo en línea con los aumentos acordadas en las últimas paritarias que se cerraron”.

Por su parte, Daniel Funes de Rioja, uno de los representantes del sector empresarial, también dejó su balance ante El Cronista: “No era un contexto fácil. Primero, de un lado las tensiones inflacionarias; del otro, la realidad de la producción, que en relación, por ejemplo, a las pymes regionales, teniendo en cuenta que el salario que se establece es de carácter nacional, tiene un impacto complejo”.

El presidente de la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios (COPAL) y vicepresidente primero de la UIA, reivindicó que, al menos, existieron “reglas de juego para el disenso”. En ese sentido, recordó que la ley dice que si no hay acuerdo lauda el Ministerio y que “el resultado porcentual que fijó el ministerio, es previsible”. 

Funes de Rioja se preocupó, además, por hacer dos especificaciones técnicas: “Por un lado, el planteo de la CGT, que toma como referencia la canasta básica, ignora que el salario mínimo es para trabajadores solteros sin hijos. Por el otro, cuando se toma la inflación, la posición gremial se orienta por el año calendario y el debate por el salario mínimo debe darse por el año aniversario, sino se duplican los porcentajes”.

El dirigente, sin embargo, señaló que el clima  de la reunión “no fue hostil. Fue una discusión seria, con posiciones diferentes y firmes, pero nadie salió a los gritos, ni se retiró de la mesa”.

Comentarios2
Juan Perez
Juan Perez 08/08/2018 09:29:12

Más sueldo es más inflación, no es más poder adquisitivo.

Martin Olivera
Martin Olivera 08/08/2018 01:43:46

Que hijos de puta, y ponen la noticia bien escondida

Más notas de tu interés