Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Relaciones comerciales y gesto político: Cabrera viaja a Brasil a retomar la agenda bilateral

La visita del ministro de la Producción y parte del equipo económico tiene como marco los temores de empresarios argentinos por la crisis brasileña y el vencimiento del acuerdo automotriz. Pero encuentra al gobierno de Dilma en una situación delicada.

Relaciones comerciales y gesto político: Cabrera viaja a Brasil a retomar la agenda bilateral

El ministro de Producción, Francisco Cabrera, viajará el lunes a Brasilia para reunirse con su par Armando Monteiro y retomar así la agenda de comercio bilateral, dormida desde hace varios meses por el escenario económico en ambos países pero fundamentalmente producto de la profunda crisis política que atraviesa el principal socio del Mercosur.

Viajarían junto a Cabrera los secretarios de Industria, Martín Etchegoyen; de Comercio, Miguel Braun; y la subsecretaria de Comercio Exterior, Leila Nazer. El objetivo del encuentro será discutir la evolución del comercio bilateral en el año y analizar de qué manera incrementar los flujos de intercambio.

El gran temor de los empresarios argentinos es que Brasil aumente sus exportaciones a la Argentina debido a los enormes sobrestocks que tienen por la merma del consumo.

La negociación automotriz será un tema de debate pero en el marco del encuentro general. No habrá una mesa de negociación exclusiva para tratar este tema. De todos modos, en junio vence el acuerdo que mantienen ambos países en este sector, por lo que podrían esperarse novedades tras el viaje.

La visita es leído en el mercado más como un gesto político, ya que con la crisis que tiene Brasil, ningún funcionario del equipo de Dilma Rousseff tiene hoy el puesto asegurado como para iniciar una negociación que no sabe si podrá continuar.

En 2015, las exportaciones a Brasil alcanzaron los u$s 10.284 millones, en tanto que las importaciones llegaron a u$s 12.799 millones, por lo que el déficit para la Argentina trepó a los u$s 2.515. A su vez, en el primer trimestre de este año, el rojo comercial con Brasil alcanzó los u$s 1.112 millones y la proyección para el año indica que subirá a u$s 4.183 millones, según números de la consultora Abeceb. Por la merma del consumo en el vecino país, están creciendo más las compras que las ventas y eso es justamente lo que inquieta a la industria local.