Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Randazzo presenta avales para competir en el PJ: no quiere ser el "Scioli de 2017"

El ex ministro no sólo envía todas las señales de que no negociará y que competirá en primarias, hasta con la ex Presidenta, sino que rechazó acordar las listas en los distritos

Randazzo presenta avales para competir en el PJ: no quiere ser el

El 16 de junio de 2015 quedó grabado a fuego en la memoria de Florencio Randazzo. Fue el día que se enteró por TV que Daniel Scioli compartiría fórmula con Carlos Zannini, su hasta entonces principal impulsor como presidenciable. Unas 48 horas después, luego de visitar a Cristina Fernández de Kirchner en la Quinta de Olivos por oferta (rechazada) de premio consuelo para postularse en la provincia, el (ahora ex) ministro de Interior y Transporte le escribió una emotiva carta. "Mi compromiso con vos, Cristina, es inquebrantable", juró en un tramo; "seguiré defendiéndote a capa y espada, siempre", más adelante. Y cerró con un "te abrazo con el afecto y la lealtad de siempre".

Desde que comenzó a insinuar sus intensiones de jugar en las próximas legislativas, Randazzo dejó en claro entre su tropa ferroviaria que no pretende ser "el Scioli de 2017". Comparación rechazada no sólo por su encono personal con el ex motonauta sino porque el ex ministro (ahora) no quiere ser un delegado cristinista: gane o pierda, busca la oportunidad de liderar una renovación del peronismo sin deberle nada a nadie (a Cristinadio vuelta.

Con esa lógica, sumada al posible rencor por haber sido el redactor de la reforma política que impuso las PASO pero que no pudo usar en 2015 por la Presidenta que las anunció, es que promete llevar la pelea hasta el final. Si fuera otro, tal vez se pensaría que reniega de la pretendida unidad para acordar con una mejor negociación a último minuto. No sólo lo apodan "El Flaco"...en su Chivilcoy natal es más conocido como "El loco".

Unas semanas atrás, cuando dos emisarios fueron a llevarle la idea de confluir en una lista de unidad, no sólo rechazó el planteo. Los históricos caciques Alberto Descalzo (Ituzaingó) y Julio Pereyra (Florencio Varela), dos que sufrieron el 2015, le ofertaron al ferroviario repetir la clásica avivada del PJ ante una interna: poder influir en el armado de la lista distrital contraria a la oficial (suele ser una "oposición light") bajo la promesa de repartir ambas boletas. "Si ustedes van con ellos, van con ellos", dictaminó Randazzo. En su armado prometen que presentarán postulantes propios en los 135 distritos bonaerenses.

Mientras continúa con su Operativo Clamor por la unidad y para ordenar su ecléctica tropa, ante la falta de variantes como "Plan B", al mismo tiempo la ex Jefa de Estado afirma que no podría competir con su ex ministro. Sin la confluencia de ambos sectores, se abren dos escenarios: CFK lo enfrenta en una PASO, quebrantando su promesa, o no le permiten competir a Randazzo (de nuevo).

Como para no mostrar fisuras (si alguno se tienta con el llamado de sirena por la unidad), el jefe de campaña ferroviario, Alberto Fernández, anunció que mañana presentarán al PJ bonaerense los avales necesarios para competir en la primaria. "Estamos en democracia, no nos pueden proscribir", rechazó en Radio Cultura ayer Juan Zabaleta (Hurlingham) la posibilidad de que Randazzo se vuelva a quedar sin PASO.