Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Prometen investigar la represión a una murga y niños de una villa porteña

El episodio se produjo el viernes y el Gobierno reaccionó después de que tomara estado público la denuncia. Gendarmes balearon la villa 1-11-14 y hasta hubo chicos heridos

Después del silencio, ya estallada la polémica, el Gobierno prometió ayer "ir a fondo" en la investigación sobre la represión que la Gendarmería perpetró el viernes contra una murga juvenil de la villa 1-11-14, al tiempo que el Ministerio de Seguridad ordenó la apertura de un "proceso de indagación administrativo y operativo para analizar el accionar" de la fuerza de seguridad sobre la que caen las sospechas.
"Nos preocupa la información y estamos colaborando con la Justicia. Hay una investigación judicial de hecho y también hay dos gendarmes heridos de bala en el operativo", informó el jefe de Gabinete, Marcos Peña, tras la reunión de todos los ministros con Mauricio Macri, durante una conferencia de prensa que brindó en Casa Rosada junto al titular de Hacienda, Alfonso Prat Gay. Fue la primera réplica oficial ante la denuncia de represión a varios con balas de goma y gendarmes que fueron internados en el Hospital Churruca. Y más allá de un comunicado de su cartera, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, no hizo ninguna declaración al respecto.
Por su parte, más temprano, Peña había señalado que el Gobierno quiere "ser muy prudente y colaborar con la Justicia para que esto se esclarezca", ante lo cual subrayó que "hay que ir a fondo, investigar y saber exactamente qué pasó".
En la misma línea, desde el ministerio de Bullrich se comunicó que "se tomó la determinación de enviar una comitiva de la Subsecretaría de Participación Ciudadana con la finalidad de recoger información y testimonios y, de esta manera, evaluar eficientemente lo acontecido en el lugar". Además, Seguridad indicó que también se inició "un proceso de indagación administrativo y operativo para analizar el accionar del personal de la Gendarmería Nacional Argentina, parte del cual permanece en el Hospital Churruca".
"Hasta el momento, por parte de los denunciantes, no se recibió ningún tipo de pedido de audiencia pública dirigido a los funcionarios públicos que lo componen. Asimismo, representantes de la Dirección Nacional de Participación Comunitaria acudieron a la zona en el día de ayer (lunes), y confirmaron que los integrantes de la murga optaron por no dialogar sobre lo sucedido", informó la cartera en un comunicado.
Finalmente, indicó que los datos que surjan de la investigación interna serán remitidos a la Fiscalía de Distrito de Barrios de Nueva Pompeya y Parque Patricios, a cargo de Adrián Giménez. Paralelamente, se abrió una investigación en la Dirección de Violencia Institucional del ministerio.
El lunes, el director de una murga de la Villa 1-11-14 del Bajo Flores conformada por chicos denunció que fueron reprimidos "con balas de goma y plomo" por efectivos de Gendarmería Nacional. Las fotos de los niños heridos circularon por redes sociales y medios. El episodio se produjo el viernes cuando ensayaban casi un centenar de chicos de "Los Auténticos Reyes del Ritmo", y en coincidencia con un operativo policial en la zona que terminó con dos gendarmes baleados, por lo cual se trataba de establecer si hubo o no conexión entre ambos hechos.
"Tiraron a la gente sin contemplaciones", denunció ayer el abogado de las víctimas, Alberto Mingrone, afirmando además que uno de los niños, de las 140 personas de la murga, recibió una bala de plomo.