Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Por Brasil y el ajuste local, el Banco Mundial recortó con fuerza estimación de crecimiento para Argentina

El organismo multilateral consideró que recién en 2017 se verán efectos positivos en la actividad por el regreso de inversiones. Peores perspectivas para países emergentes

Por Brasil y el ajuste local, el Banco Mundial recortó con fuerza estimación de crecimiento para Argentina

El Banco Mundial (BM) realizó un fuerte recorte en sus previsiones de crecimiento de Argentina para este 2016 y proyectó una expansión del PBI de 0,7%, 1,1 punto porcentual menos de lo que había estimado en un reporte anterior, seis meses atrás.


Argentina, al igual que el resto de la región, sentirá la debilidad de precios de los commodities que exporta y los efectos de las recesiones de Brasil y Venezuela. Pero además, el Banco Mundial consideró que la administración de Mauricio Macri llevará adelante un ajuste fiscal y monetario que provocará un "rebote" económico recién en el próximo año.

"Se espera que el nuevo gobierno de Argentina implemente un ajuste monetario y fiscal en 2016, empujando un rebote en crecimiento en 2017, cuando la inversión se recupere lentamente debido a la renovada confianza de los inversores y lidere la recuperación", indicó el organismo multilateral en su informe "Perspectivas de la Economía Global", divulgado ayer.

El BM había estimado en junio último un crecimiento de 1,1% para 2015, 1,8% para este 2016 y 3% para el año entrante. El organismo consideró que la economía doméstica creció más de lo previsto el año que terminó debido a la expansión del gasto público en tiempos electorales, hasta 1,7%. De todos modos, indicó que esa expansión "podría no ser sostenible, ya que en parte se debió al gasto público pre-electoral, mientras las exportaciones netas cayeron y la inflación permaneció alta". La entidad con sede en Washington recortó la expansión para 2017 a 1,9% y vaticinó que saltará a 3% recién en 2018.

Región complicada

Las economías de América del sur se verán particularmente afectadas por las recesiones con "alta inflación" de Brasil y Venezuela. "Una prolongada desaceleración en una o las dos economías podría generar externalidades negativas prolongadas en toda la región", alertó el Banco Mundial.

Según análisis econométricos del BM, una contracción de un punto porcentual en Brasil tiende a reducir el crecimiento en Argentina, luego de dos años, en 0,7 puntos porcentuales.

El desempeño peor a lo esperado de grandes economías emergentes como China y Brasil hicieron que el Banco Mundial recortara su previsión de crecimiento mundial para este año, desde 3,3% de junio al 2,9%.

China terminó 2015 con una expansión del 6,9% y crecerá este año 6,7%, previó el organismo multilateral, en lo que representa el peor crecimiento desde 1990.

Brasil profundizó su recesión y finalizó el año con una caída del 3,7% interanual, que se recortará este año a -2,5%. Recién en 2017 el país vecino volvería a crecer 1,4%, siempre según la previsión del Banco Mundial.

Rusia, la otra economía emergente, víctima de las fluctuaciones del precio del petróleo, vio su actividad caer 3,8% en 2015 y se contraerá otro 0,7% este año.

Del otro lado, los países de mejores ingresos tendrán buenos desempeños económicos este año. Estados unidos crecerá 2,1% (desde el 1,6% estimado para 2015) y la zona Euro avanzará 2,7% (desde 2,5%).

"El crecimiento más fuerte de las economías avanzadas compensará solo parcialmente los riesgos de persistente debilidad de los principales emergentes", indicó Ayhan Kose, responsable de las proyecciones económicas del BM, según consignó AFP.