U$D

DOMINGO 26/05/2019

Podrán pagarse los embargos de AFIP con los fondos de la misma cuenta embargada

Además, habrá más cuotas y planes simultáneos del régimen de facilidades de pago permantente del organismo recaudador.

Cabrera y Cuccioli ofrecieron una conferencia de prensa

Cabrera y Cuccioli ofrecieron una conferencia de prensa

La AFIP puso fecha de largada, el 1º de junio, a un aspecto de la reforma tributaria muy favorable a los contribuyentes: la posibilidad de pagar los embargos trabados sobre las cuentas bancarias de personas y empresas por el organismo recaudador con el mismo dinero que está en esas cuentas embargadas. Además, el titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos, Leandro Cuccioli, anunció que habrá más cuotas y más planes simultáneos del régimen de facilidades de pago permantente de esa entidad, pero dependiendo del perfil de riesgo del contribuyente, medido por el sistema informático conocido como SIPER.

Los embargos podrán levantarse en 48 horas después del pago de la deuda impositiva, y de manera automática, desde la página de Internet de la AFIP, y la persona o empresa podrá vincular la deuda con el CBU y así utilizar el dinero de las cuentas embargadas para saldar la deuda con el organismo recaudador, siempre que el monto alcance, explicó Cuccioli en una conferencia de prensa en la que también participaron el ministro de la Producción, Franciso Cabrera; el secretario de Simplificación Productiva, Pedro Inchauspe, y Andrés Edelstein, secretario de Ingresos Públicos del Ministerio de Hacienda.

Hasta ahora, remarcó Cuccioli, el contribuyente necesita conseguir financiamiento externo para pagar la deuda con la AFIP, cuando en realidad tiene fondos en sus cuentas para hacerlo.

El funcionario reconoció que un tema que queda pendiente a coordinar con el sector bancario es que las entidades financieras no embarguen automáticamente todas las cuentas del contribuyente sino sólo la que alcance para cubrir el monto del embargo trabado por la AFIP.

Cambios en el plan de pagos

Respecto de la modificación del plan de pagos permantente, podrá ir de 6 a 8 cuotas y de un máximo de 4 a 6 planes, dependiendo de un sistemad de scoring.

El nivel de riesgo marcado por la fórmula algorítmica del sistema que establece el lugar en el SIPER, define el interés, las cuotas y la cantidad máxima de planes a los que puede acceder el contribuyente concreto.

Para ayudar al contribuyente en este sentido, la AFIP también aceptará garantías o avales bancarios que reduzcan el riesgo y le permitan cobrar menos tasa y dar más cuotas y planes.

Es que para quienes tienen un nivel alto en el SIPER, a la tasa de referencia del plan (tasa pasiva del Banco Nación) se le suman 9 puntos porcentuales. Es decir que si hoy la tasa del Banco Nación está a 27% aproximadamente, se elevaría para quienes sea considerados eventualmente insolventes por el SIPER a 36%.

No se podrá incluir en los planes de pago deuda por impuestos anuales como Bienes Personales y Ganancias, que sí se pueden incluir en los conocidos como “miniplanes”.

Además, cuando se tienen planes caídos, hay que esperar un año para ingresar nuevamente al plan permanente, pero ahora este plazo se redujo a 6 meses para grandes empresas, y habrá un borrón total y cuenta nueva para pymes. Luego de este perdón, si vuelven a caer en mora, a las pequeñas empresas también se les aplicará el límite de los 6 meses.

Emergencia agropecuaria

Otro capítulo de los beneficios que anunció Cuccioli se refirió a la emergencia agropecuaria. Con el marco de muchas provincias complicadas por la sequía, el funcionario recordó que hoy las leyes de emergencia otorgan 120 días durante los cuales la AFIP no ejecuta deudas tributarias, pero subrayó que “a la salida, se encuentra con una fuerte deuda y en una situación financiera compleja por todo lo que le pasó”.

Por este motivo, la AFIP otorga 48 cuotas para la deuda general y 24 cuotas por aportes de los trabajadores no ingresados y 6 cuotas para contribuciones patronales no abonadas para empresas que sufrieron una emergencia.

Cuccioli hizo un fuerte llamado a que las pymes se inscriban en el Registro Pyme, porque de lo contrario estos beneficios y otros que desarrolla el Gobierno caen en saco roto. Cabrera y Cuccioli estimaron que de las 650.000 pymes que se calcula que existen en el país, sólo están inscriptas 321.000. En tanto, el titular de la AFIP instó a las empresas en emergencia agrupecuaria a inscribirse en cada provincia.

Por último, la AFIP diseño una herramienta para participar cuando antes de llegar al concurso de acreedores, costoso, largo y con deterioro de activos, una compañía logra abrir un Acuerdo Preventivo Extrajudicial (APE). En esa circunstancia, el organismo recaudador ofrece también 48 cuotas para la deuda general, 24 cuotas para los aporte de los empleados no ingresados y 6 para las contribuyentes.

La fecha máxima que se fijo la AFIP para ponerlo en vigencia es el 1º de septiembre porque hay dificultades de implementación, dijo Cuccioli, pero agregó: “Si puedo ponerlo en vigor el 15 de agosto, lo haré”.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Más notas de tu interés

Shopping