Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

U$D

DÓLAR
/
MERVAL

Para reducir los subsidios, en el 1º semestre suben 65% los colectivos, subtes y trenes

A partir del 1º de febrero arranca un cronograma gradual para bajar los aportes estatales. Compensan las subas con descuentos al combinar medios. Consulta pública

A partir del 1º de febrero empezará a regir un nuevo esquema tarifario para el transporte público del Área Metropolitana (trenes, colectivos, subtes y Metrobuses) basado en un aumento gradual de tarifas, destinado a reducir los actuales subsidios a ese servicio. Ayer también anunció el Gobierno un nuevo sistema integrado con descuentos automáticos al combinar diversos medios de transporte, denominado Red SUBE, mientras se mantiene la Tarifa Social, que hoy llega a 3,8 millones de personas.

Los anuncios fueron realizados por el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, con el objetivo de que "los que viajan más, paguen menos". De esta manera, se fijó un cronograma de incrementos tarifarios con subas que regirán desde febrero, e incrementos adicionales en abril y junio de este año, un período al cabo del cual los subsidios para los colectivos se ubicarán en torno a 60/62%.

Pero en paralelo, habrá reducciones del 50% en el segundo boleto y del 75% en el tercero y sucesivos, en el caso de combinar más de un viaje en alguno de los medios de transporte. Estos viajes deben ser utilizados todos en un lapso de dos horas, más el tiempo que dure el último viaje. Es decir, cada 120 minutos se habilita un nuevo período de dos horas en el que se aplicarán los descuentos.

De las 15 millones de personas que cada día utilizan el sistema de transporte en el Área Metropolitana, el 26% hace transbordos, y totalizan unos 900 millones de viajes con trasbordo a lo largo del año. Según un relevamiento del ministerio comandado por Dietrich las personas de menores recursos son las que más combinaciones realizan. "Casi la mitad (46%) de las personas que transbordan usando el ferrocarril tienen un nivel socio económico bajo", explican en la cartera de transporte. Así, la integración de viajes en un sistema multimodal generará "un ahorro de 11% en zonas con mayor porcentaje de hogares con necesidades básicas insatisfechas", argumentan.

La apuesta del Gobierno es compensar estos subsidios a la demanda, con mayor cantidad de viajes. La cartera de Transporte asegura que las personas que más combinaciones hacen para llegar desde sus hogares al trabajo son el personal doméstico (50% del total), los obreros de la construcción y los trabajadores de empresas de seguridad.

Las escalas

Con el nuevo cuadro tarifario, el boleto mínimo de colectivos llegará en junio a $ 10 (66% de incremento) y el de trenes urbanos a $ 3,25 en el caso de las líneas Roca, Belgrano Sur, Belgrano Norte y Urquiza (62,5% de aumento), mientras que en las líneas Mitre, Sarmiento y San Martín el boleto mínimo pasará a $ 6,75, reflejando un aumento del 68,75%.

Para el Gobierno la actualización tarifaria escalonada apunta a "compensar la inflación de los últimos dos años", en que las tarifas del transporte público en el AMBA casi no se movieron. Además, busca reducir los aportes del Estado, pasando a un sistema que subsidie la demanda y no tanto a las empresas, como vino sucediendo desde hace años.

Se estima que el costo de subsidiar a los pasajeros que más viajen rondará los $ 4000/$ 5000 millones anuales, que podrían llegar a $ 8000/$ 10.000 millones si se suman las reducciones que seguirán recibiendo los beneficiarios de la tarifa social (55% de subsidio).

En estos casos, el nuevo sistema prevé que se acumulen ambos descuentos. Por ejemplo, un viaje desde Caseros a Caseros a Plaza de Mayo, que hoy se paga $ 11, a partir de febrero se pagará $ 10,75 y con tarifa social pasará a costar $ 4,84, informó el Ministerio de Transporte.

Para obtener los descuentos sólo se requiere poseer una tarjeta SUBE y no se requiere realizar ningún trámite, con sólo pasar la tarjeta por el validador, el sistema reintegra el monto del descuento en la cuenta del titular. El Gobierno también dispuso habilitar a partir de hoy y hasta el 24 de enero una consulta ciudadana no vinculante para recibir sugerencias y comentarios.

De cualquier modo, en el Gobierno descartan que se presenten amparos, ya que aseguran haber proyecta todo según lo que marca la ley, con lo que a partir del 1º de febrero, el nuevo sistema comenzará a funcionar plenamente. Es un primer paso para llegar a 2019 con la tarjeta SUBE funcionando en todo el país (hoy está en 33 ciudades) y con una tarifa tendiendo a ser más uniforme en todo el país.

Más notas de tu interés

Comentarios4
OSCAR OSVALDO CARDOZO
OSCAR OSVALDO CARDOZO 04/01/2018 05:05:38

LOS SUBSIDIOS NA VAN A BAJAR SIGNIFICATIVAMENTE. EL AUMENTO DEL 65% EN EL TRANSPORTE ES UN SUICIDIO. IMPLEMENTEN POR LEY QUE LOS EMPLEADORES ASUMAN EL COSTO. FALTAN 2 AÑOS PARA LA REELECCIÓN; CUIDADO CON EL PIANTA VOTOS!!!!!!!!!!!!!

Eduardo Martinez
Eduardo Martinez 04/01/2018 09:43:06

delincuente e inutiles con lo que pidieron de deuda externa tendriamos que viajar gratis los proximos diez años

Eugenio Vazquez
Eugenio Vazquez 04/01/2018 07:52:54

para hacer ahorro dejen de atender gratis a los extranjeros en los hospitales no solo a los de las villas tambien a los que vienen a diario para ser atendidos sin pagar nada aqui

Luis Blazquez
Luis Blazquez 04/01/2018 06:38:31

El costo del transporte ahora pesa demasiado, cuando aumente será insostenible ... Podrían pagar un extra por viáticos a trabajadores las empresas?, en especial cualquier salario menor de 20.000$