Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Para Bein, moderación de los ajustes de tarifas y dólar planchado ayudarán a desacelerar inflación

El economista pronosticó una desinflación a partir de junio pero destacó que no se espera una caída de la tasa interanual hasta noviembre. El año cerraría con una suba sostenida de precios en torno a 39%, resaltó.

Para Bein, moderación de los ajustes de tarifas y dólar planchado ayudarán a desacelerar inflación

El economista Miguel Bein pronosticó una desaceleración de la inflación a partir de junio producto de moderación de los ajustes de tarifas y un dólar planchado. Sin embargo, espera que el año cierre con una suba de precios del orden del 39%.

La moderación de los ajustes tarifarios y un dólar manejado de momento por la salida de la soja y, más adelante, por el blanqueo, aseguran una moderación del ritmo de inflación en los próximos meses, a pesar de las bajas semanales de la tasa de interés”, sostiene el economista.

Sin embargo, “aun frente a la desaceleración esperada en la tasa de inflación a partir de junio, no se espera una caída en la tasa de aumento interanual hasta noviembre que es cuando en la comparación entran los meses post resultado de la primera vuelta electoral, y la consecuente aceleración inflacionaria, generada por la expectativa de movimiento de las dos anclas (dólar y tarifas)”, agrega un informe elaborado por el estudio que él preside.  

Según el último Relevamiento de Precios Minoristas del Estudio, mayo registró una suba de 3,9% mensual, acumulando un aumento de 24,5% desde que arrancó el año y de 44,6% respecto al mismo mes en 2015.

La suba en el mes fue impulsada por fuertes aumentos en los capítulos Otros Bienes y Servicios, Transporte y Comunicaciones y Esparcimiento, con subas mensuales superiores al nivel general: 22,4%, 7,2%, y 5,1% respectivamente.

“Tomando la inflación acumulada en el primer semestre, de 27% (considerando en junio una suba de 2,1% que incluye la suba en prepagas y expensas), y una proyección del segundo semestre similar a la del año pasado hasta Octubre, el año cerraría en torno a 39%”, destaca el informe.

Hacia adelante la incidencia de las tarifas en el índice será sensiblemente menor, resalta Bein. “Queda, en lo inmediato, el ajuste pendiente en los precios mayoristas de la energía eléctrica (que en medio de los altos costos políticos pareciera que va a ser postergado) y el de las tarifas de subtes, que de momento se frenó, por lo menos hasta julio”.

Por último y en este sentido el economista agrega que “pesar de los aumentos, y como consecuencia de la devaluación y la decisión de sostener precios artificialmente altos para el gas y el gas oil, el ajuste en la tarifa eléctrica de 500% en promedio sólo alcanzó para que el precio que paga la demanda compense un 40% de los costos de generación. No obstante, la marcha atrás en los aumentos en el precio del gas sólo alcanza a la Patagonia y algunas localidades del sur de la Provincia de Buenos Aires, por lo que no inciden en la medición de inflación”.