Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Oyarbide: “En la Justicia siguen las mismas personas”

El exjuez federal dijo que ahora los nuevos magistrados están “ajustados a la nueva melodía política”. Además, consideró que no existe una “real división de los poderes”.

Oyarbide: “En la Justicia siguen las mismas personas”

El exjuez federal Norberto Oyarbide dijo que “en la Justicia siguen las mismas personas, ahora ajustadas a la nueva melodía política” y consideró que no existe una “real división de los poderes”, tras manifestar que su retiro se debió a su decisión de dictar el sobreseimiento de los expresidentes Néstor y Cristina Kirchner por presunto enriquecimiento ilícito.

En el marco de una entrevista publicada hoy por el diario La Nación, donde el ex magistrado afirma que se jubiló porque “nadie puede tolerar recibir 20 juicios políticos por día”, explicó que la “melodía” a la que hizo referencia tiene que ver con las “exhumaciones” de algunas causas judiciales.

“Son las que han aparecido. Es lo mismo que rescatar a Tutankamón desde las profundidades más increíbles. Y muchas de esas causas las tuve yo. Y permítame que destaque esta palabra: exhumadas”, insistió Oyarbide.

Sobre la cantidad de pedidos de juicio político en su contra recomendó “continuar la nota con la señora Elisa Carrió y un grupito de políticos” y en referencia a si la edad tuvo que ver con su retiro, manifestó: “Tengo 65. La jueza Servini de Cubría es una señora de 80. ¡Yo estoy pleno! Y otros colegas míos están bastante grandecitos, que no la jueguen de niños de salita celeste”.

“Yo no fui elegido para hacer los trajes a medida de las personas, sino para fallar según mi conciencia y pruebas recogidas. Me llovían los juicios políticos y había perdido por completo la tranquilidad y la paz para desempeñar el rol de magistrado”, sostuvo el ex juez.

Por otra parte, aseveró “cuando en la Argentina se habla de justicia independiente, yo quiero decirte -al entrevistador- que acá eso no es posible por una sola y sencilla razón: porque el poder del Estado es uno solo, dicho por Germán Bidart Campos, que fue el más grande constitucionalista que existió en la Argentina. Existen tres órganos que cumplen funciones distintas y la Constitución dice que no deben inmiscuirse o invadirse. Pero la realidad camina por otro lado”.

Hizo referencia a personas de carne y hueso que me decían que sería bueno que no pase demasiado tiempo para solucionar lo de tal o cual persona, normalmente funcionarios. Venían señores que me decían: “Nosotros tenemos varios juicios políticos en contra de su persona en el Consejo de la Magistratura y los estamos analizando’. Era una sutil, espléndida y descarada extorsión”.

Oyarbide dijo que “en todos” los gobiernos le pasó “lo mismo” pero que lo que más le preocupa es la “enorme corrupción que hay aún en el actual gobierno”.

El ex magistrado agregó que su jubilación “fue muy de golpe. A la luz del gobierno actual y, por cierto, del estampillado que me colocaron cuando sobreseí a Néstor y Cristina Kirchner (en 2009), a partir de ahí comencé a transitar la noche más oscura de mi vida”.

“El estampillado de corrupto o adicto al poder y me menospreciaron diciendo que era el personaje más horrendo o despreciable del país”, lamentó el ex juez.