Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Ofrecen el programa de protección de testigos a Lázaro Báez

En pleno debate por la ley del arrepentido para los casos de corrupción, el ministro de Justicia Germán Garavano recordó que el empresario ‘K’ puede acogerse a este régimen para declarar, cambiar su identidad y ser trasladado fuera del país.

Ofrecen el programa de protección de testigos a Lázaro Báez

Mientras hoy en la Cámara de Diputados se buscan aprobar las figuras del arrepentido para los casos de corrupción y la de extinción de dominio público, que le permitirá al Estado recuperar los bienes de origen ilícito, el ministro de Justicia Germán Garavano recordó la posibilidad de que Lázaro Báez se acoja al programa de protección de testigos.

Consultado por el periodista Luis Majul sobre si el Gobierno tiene los instrumentos para facilitar las garantías de seguridad al empresario kirchnerista, Garavano respondió afirmativamente y agregó que “el programa de protección a testigos, como pasó con Fariña, es un programa que estamos fortaleciendo”.

“El programa hoy puede garantizar a estas personas que los jueces y fiscales indiquen su seguridad con programas en el país y eventualmente en el extranjero. Cuando es gente desconocida, uno puede cambiarle el nombre y la identidad a la persona”, explicó el ministro en diálogo con La Red.

En este sentido indicó que el gobierno argentino está trabajando en acuerdos de cooperación bilaterales en protección de testigos con diversos países de la región y que si Báez “se arrepiente”, “podría ir a vivir a uno de estos países”.

En caso de personas conocidas no hace falta cambiarle la cara ni algo extremo, sí la identidad y la documentación a él y a su familia. El programa prevé una ayuda del Estado para que la persona pueda instalarse y tener una vida normal”, señaló Garavano.

Por último, precisó que si bien “la ley del arrepentido puede ser un instrumento valioso, lo que necesitamos es pensar qué Justicia queremos y hacia dónde queremos ir”.

“En la Argentina creemos que las leyes traen soluciones mágicas. Estamos acostumbrados a los espejitos de colores. La ley del arrepentido puede ser un instrumento valioso, pensemos que la aplica la misma Justicia que hoy está en crisis. Lo que necesitamos es pensar qué Justicia queremos y hacia dónde queremos ir”, concluyó.