Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Movimientos sociales piden emergencia alimentaria y más fondos para comedores

Preparan un proyecto de ley que presentarán en los próximos días y que, como eje central, plantea el giro de más dinero a los comedores comunitarios. CFK pidió aprobar una ley similar

Movimientos sociales piden emergencia alimentaria y más fondos para comedores

Las mismas organizaciones sociales y los bloques políticos que impulsaron y lograron la sanción de la Ley de Emergencia Social, en diciembre pasado, trabajan por estas horas para conseguir en los próximos meses un giro extra de fondos para la emergencia alimentaria en todo el país. Al igual que aquella, esta iniciativa tomará la forma de un proyecto de ley. El objetivo central consiste en que el Poder Ejecutivo aumente las partidas de dinero que destina a los comedores comunitarios.

En la redacción del proyecto trabajan las organizaciones del llamado triunvirato piquetero: Barrios de Pie, la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP) y la Corriente Clasista y Combativa (CCC); junto a los bloques de diputados de Libres del Sur, el Movimiento Evita, y el Partido Socialista, entre otros. Para definir el alcance de la iniciativa, se basan en los resultados preliminares de un relevamiento que realizó Barrios de Pie en comedores de todo el país. Ese informe, que analiza la situación nutricional de los niños y jóvenes que se alimentan en comedores a nivel nacional, muestra que un 40% de esos chicos presenta mal nutrición.

Según los cálculos que realizaron quienes negocian el texto, los incrementos de precios que afectaron a la canasta básica exceden en diez veces el aumento que recibió la Asignación Universal por Hijo (AUH) y en cinco veces a los ajustes que tuvieron las jubilaciones mínimas.

Por eso, el proyecto, que será presentado en las próximas semanas, planteará una modificación de la Emergencia Alimentaria vigente desde 2002. Una iniciativa sancionada durante lo peor de la crisis socioeconómica de principios de siglo, que recibió sucesivas prórrogas y que, de acuerdo con la última prolongación de la Ley de Emergencia Pública, estará vigente hasta el 31 de diciembre de 2019.

Esa prórroga es la que, tras álgidas negociaciones en el Congreso y numerosas protestas en las calles, fijó en diciembre último un presupuesto de hasta 30 mil millones de pesos para los próximos tres años, que el Ejecutivo deberá destinar a los trabajadores de la economía popular. Allí se estableció, además, una serie de derechos que el Estado debe garantizarles a estos sectores. Entre ellos, una alimentación adecuada. Sin embargo, no hay en el texto ningún apartado específico que regule los fondos que reciben los comedores comunitarios. Y a eso apuntan ahora quienes quieren conseguir la sanción de la ley.

Los bloques políticos que impulsan la iniciativa apuestan a conseguir el respaldo del PJ-Frente para la Victoria (PJ-FpV), luego de que el jueves último la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner mencionara a la Emergencia Alimentaria como uno de los proyectos urgentes que debería tratar el Congreso.

El PJ-FpV va por las tarifas

En paralelo, el diputado PJ-FpV Adrián Grana buscará insistir en que la Cámara baja trate su proyecto, presentado en marzo, para declarar la emergencia en el acceso a Servicios Públicos esenciales en todo el país. Ese también fue un punto señalado por la ex presidenta.

El proyecto de Grana propone la suspensión por un año de los aumentos de tarifas de servicios públicos autorizados por el Poder Ejecutivo, a los que califica de "irrazonables".