Moratoria para todos: el Gobierno promulgó la ley y se espera por la reglamentación de AFIP

La ampliación que permite regularizar deudas tributarias vencidas al 31 de julio a casi todo el sector privado fue publicada íntegramente en el Boletín Oficial y ya está vigente. En los próximos días el Fisco definirá los detalles y abrirá la inscripción.

El Poder Ejecutivo promulgó la ley de la moratoria ampliada para que empresas y personas humanas regularicen sus deudas impositivas, aduaneras y de seguridad social que se hayan vencido al 31 de julio, a través del decreto 669/2020, por lo que entró en vigencia al ser publicada en el Boletín Oficial.

En tanto, en los próximos días la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) oficializará su reglamentación.

La norma fue replicada en la publicación tal como salió aprobada en el Congreso y significa oficialmente el final de la moratoria pyme y se espera que en la próxima semana el Fisco defina la letra chica del régimen y abra su inscripción, que estará disponible hasta el 31 de octubre. Además, el primer pago vencerá el 16 de noviembre.

“Aspiramos a que la reglamentación esté lista la semana que viene. No era replicar la anterior, porque se enriqueció mucho y se introdujeron muchas condicionalidades inéditas, para que el sector privado hiciera un esfuerzo. Eso va a permitir dar un oxígeno muy grande en este proceso de salida , anticipó la titular del organismo, Mercedes Marcó del Pont, en el seminario Agenda Pyme Buenos Aires 2020 organizado por El Cronista.

De esta manera, se oficializaron todos los artículos de la ley, que explicita que en la reglamentación no se podrán añadir nuevas condiciones que no figuren en la norma.

Las claves de la ley
  • Las deudas previsionales se podrán pagar en un plazo de entre 48 y 60 cuotas y las tributarias en 96 o 120 cuotas.
  • La tasa de interés del plan de cuotas será del 2% mensual en los seis primeros pagos y, luego, se aplicará una tasa variable ajustada por Badlar.
  • Las empresas grandes que adhieran, no podrán en los próximos 24 meses distribuir dividendos, realizar operaciones con títulos para eludir la normativa cambiaria ni acceder al mercado cambiario para realizar pagos a entidades vinculadas, según estableció la ley votada por el Congreso.
  • Se establece un premio a los cumplidores y, en el caso del monotributo, una condonación del componente impositivo de seis cuotas para las categorías A y B. En tanto, para las categorías C y D la bonificación será de cinco; en las E y F, de cuatro; en la G, de tres; y en las I, J y K, de dos. En ningún caso el límite del beneficio podrá superar los $ 17.500, habrá un descuento del 15% para quienes paguen al contado.
  • No podrán acceder empresas sin certificado Mipyme ni personas humanas que tengan activos financieros en el exterior y no repatríen por lo menos el 30% dentro de los 60 días desde la puesta en vigencia.
  • La caducidad de la moratoria será por falta de pago de tres cuotas para grandes empresas y de seis para micro, pequeñas y medianas empresas.
  • Tanto Nación como provincias podrán convertir las deudas en títulos financieros y negociarlos en un mercado secundario para descontar ingresos y obtenerlos antes. Esto significa que los acreedores de las deudas que ingresen al plan podrá ser cualquier privado que quiera comprar estos eventuales títulos que se constituyan, ya sean bancos o aseguradoras.
Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios