Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Massa insiste en su portazo al PJ: "No vamos a ninguna interna"

Lejos de cualquier ambigüedad, el líder del Frente Renovador volvió a desmarcarse del peronismo de cara a las elecciones de este año. Insistirá con la opción Stolbizer

Massa insiste en su portazo al PJ:

Perfilaba para convertirse en la novela política del primer semestre, aunque Sergio Massa parece no tener ganas de protagonizarla. El líder del Frente Renovador volvió a cerrarle la puerta de manera tajante a un posible acuerdo con el peronismo para enfrentar al Gobierno en las próximas elecciones legislativas. "Nosotros no vamos a ninguna interna de ningún PJ. Nuestro armado es con el GEN", le escucharon decir ayer, en una de las tantas charlas políticas que mantiene mientras veranea con su familia en Pinamar.

Las expresiones de deseo para lograr un peronismo unido surgieron en las últimas semanas desde casi todas las líneas internas partidarias. Luego del llamado a la unidad de la intendenta de La Matanza, Verónica Magario, ayer mismo fue el designado defensor del Pueblo bonaerense, Guido Lorenzino, quien enfatizó que el tigrense y su fuerza van a ser "necesarios para la construcción de una nueva mayoría en 2019".

De regresar al peronismo, Massa aportaría además nombres atractivos para las candidaturas en juego. Uno de ellos, como consignó este diario en los últimos días de 2016, es el de Felipe Solá. Un sector del peronismo porteño le pidió al líder del Frente Renovador que el ex gobernador represente a la fuerza, a la cabeza de la lista en la Ciudad. Para la misma época, Massa se mostraba con la líder del GEN, Margarita Stolbizer, reforzando la idea de un armado electoral conjunto.

Sin embargo, integrantes del Frente Renovador salieron a respaldar a Massa en el rechazo a esa posibilidad. Fue justamente el dirigente del massismo porteño, Javier Gentilini, quien insistió en el portazo al PJ. "En la Ciudad tenemos prioridades que están bastante lejos de la interna del justicialismo local", definió el legislador porteño, quien debió hacer equilibrio entre esa postura y las incursiones partidarias en el distrito de otro Renovador, el ex jefe de Gabinete Alberto Fernández.

"El hecho de que algunos integrantes del espacio presten cierta atención a lo que pasa con ese partido de ningún modo representa nuestro sentir mayoritario", definió Gentilini al respecto en declaraciones a la agencia Télam, luego de que trascendieran las conversaaciones entre Fernández y el presidente del PJ porteño, Víctor Santa María.

La Ciudad de Buenos Aires elegirá a trece diputados nacionales en los comicios de este año. El macrismo pone en juego cinco bancas propias, además de dos que corresponden la Coalición Cívica –uno de ellas, la de Elisa Carrió– y una de la UCR. En conjunto, los ocho escaños son parte hoy del interbloque Cambiemos, que aspira a hacerse fuerte en su lugar de origen y acrecentar esa cosecha.

Por su parte, el peronismo cuenta con tres bancas. Dos son del PJ-Frente para la Victoria, con Juan Cabandié y Liliana Mazzure, y la restante es la del ex Proyecto Sur Julio Raffo, que tras dejar esa fuerza se unió al interbloque massista. Además, la Ciudad también renueva la banca del aliado kirchnerista Carlos Heller y la de Alcira Argumedo (Proyecto Sur).

"Tenemos muy en claro que primero está nuestra responsabilidad de construir una alternativa política al kirchnerismo que ya fue y la decepción que viene provocando el macrismo", señaló Gentilini.