Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Massa cree que "el fallo es un problema" y evalúa qué hacer, mientras el oficialismo busca convencerlo

El bloque Justicialista advirtió que "cambió el escenario" y pidió demorar la sesión. Cambiemos quedó así en manos del Frente Renovador, que tiene la llave del quórum

En medio de las tiranteces en su relación con Sergio Massa, el Gobierno volvió a quedar nuevamente en manos del Frente Renovador. Tras el fallo de la Corte de Apelaciones de Nueva York que dejó en suspenso la salida del default, uno de los bloques con los que contaba el oficialismo, el Justicialista, de Oscar Romero y Diego Bossio, pidió suspender la sesión prevista para mañana hasta que se aclare el panorama que enfrentará el país. Sin la colaboración de esos diputados para abrir la sesión, el interbloque que integran el PRO, la UCR y la Coalición Cívica dependerá de los legisladores que responden a Massa para realizar el debate.
Para contenerlo a él y al resto de los legisladores que ya habían comprometido su presencia para abrir la discusión y que ahora están en duda, el Gobierno enviará hoy a varios funcionarios del Ministerio de Hacienda y Finanzas al Congreso. Su misión es clara: deben convencer a los jefes de los bloques opositores de sesionar mañana. "Queremos informarle a todo el mundo que esto no es un tema grave, sino un tema procesal. Queremos seguir adelante con la estrategia", explicó al respecto el presidente de la comisión de Presupuesto, Eduardo Amadeo. Confirmó así, en diálogo con la agencia NA, que la intención del oficialismo es que se realice la sesión.
El encuentro de los funcionarios y los diputados está convocada para las 9. Después de eso, tanto el Frente Renovador como el bloque Justicialista mantendrán reuniones de bloque para definir sus pasos. "Nosotros vamos a decidir mañana (por hoy), después de escuchar los argumentos de todos. El fallo es un problema. Vamos a escuchar a todas las partes y a la tarde en reunión de interbloque, decidir", señalaron al respecto en el massismo.
Algo similar expresó el presidente del bloque Justicialista, Romero. "No tiene sentido aprobar este acuerdo si no tenés certeza que lo podés concretar. El fallo abre un panorama distinto, cambia el escenario", sostuvo ayer el diputado en diálogo con FM Uno sobre la definición judicial que dejó en suspenso la decisión del juez Thomas Griesa de levantar embargos contra la Argentina y dispuso que la medida dispuesta por el magistrado sólo podrá ser efectiva cuando se resuelvan las apelaciones presentadas contra su fallo.
El oficialismo considera que interrumpir ahora el trámite legislativo del proyecto que envió el Ejecutivo es "entrar en un círculo sin salida", según definió Amadeo. Se refirió así no sólo a la situación en la Cámara de Diputados sino también a las declaraciones del presidente del bloque de senadores del PJ-Frente para la Victoria, Miguel Pichetto, de quien depende la aprobación del tema en la Cámara alta. Durante el fin de semana, tras la difusión del fallo en Nueva York, el rionegrino fue el primero en advertir que la decisión de la Corte de Apelaciones "obliga a un análisis más profundo" porque "incorpora un hecho nuevo no previsto por el Gobierno" y que "deja latente el riesgo para la Argentina de seguir atrapada, aun pagando a los bonistas que acordaron".