Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Malcorra anticipó que habrá "cambios de nombres" en Cancillería

La ministra aseguró que hará "ajustes de estructura" en los que "habrá algunos cambios de nombre".

Malcorra anticipó que habrá

La canciller Susana Malcorra anticipó que hará "ajustes de estructura" que incluirán "cambios de nombres" en el ministerio de Relaciones Exteriores, como resultado del análisis que viene haciendo "después de un año de trabajo y de recorrido" en proyección de la continuidad de la gestión.

Respecto de las disputas "internas" que se atribuyen en el seno de la Cancillería, señaló que la situación le "molesta enormemente, porque no es cierto".

"Estoy revisando la estructura de la Cancillería, después de un año de trabajo y de recorrido, con una perspectiva más clara de lo que vamos a hacer. Voy a hacer ajustes de estructura, y habrá algunos cambios de nombre. La primera cosa que me molesta es que se discutan nombres cuando las cosas no están cerradas", puntualizó.

"Los nombres involucran a personas, a las familias de esas personas, y me parece que el respeto por el otro es básico. Aparte, algunos de los nombres que se mencionan tampoco son ciertos", se explayó.

En otro orden, sostuvo que en Argentina hay "algo que la gente no entiende" respecto del Papa Francisco al afirmar que "el Papa no es más Bergoglio", ya que "interviene en el mundo, y tiene una intervención que tiene un sesgo político en el mundo".

"Yo creo que tenemos que distanciarnos un poquitito de esa apropiación que tenemos del Papa", sostuvo la Canciller en diálogo con el diario Clarín. Consultada acerca de si el Papa "se distancia lo suficiente" de las cuestiones propias de la Argentina, respondió "yo no puedo juzgar eso, porque, aparte, yo no sé cuánto es el Papa y cuánto es gente que se proclama representarlo".

Además, la ministra dijo que mirando en retrospectiva probablemente haría un pronunciamiento "distinto" al que hizo cuando apoyó públicamente la candidatura de la demócrata Hillary Clinton en las elecciones presidenciales de noviembre pasado en Estados Unidos, donde ganó el republicano Donald Trump.

"Pero hay momentos en que pienso que es al contrario, la retrospectiva me hace sólo reconfirmar. Por ahí la redacción no es tan explícita como yo lo hubiera querido y a lo mejor eso se prestó a error. Pero mi tema no era Hillary sino una mujer en la Casa Blanca, de la misma forma que sentí qué pena que no haya una mujer en la ONU", indicó.