Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Los textiles dicen que se "subestima el daño que provocan importaciones"

Los textiles dicen que se

La Fundación Pro Tejer planteó ayer que la situación por la que atraviesa el sector textil "dista de ser bien comprendida por parte del gobierno nacional", al afirmar que la visión oficial "subestima el daño que provocan las importaciones". Lo hizo en un informe en el que indicó que el mercado textil se redujo 15% en 2016 y la participación de los productos importados trepó de 50% a 61%.

"La realidad económica por la que se encuentran atravesando las empresas y trabajadores de la cadena de valor textil indumentaria dista de ser bien comprendida por parte del gobierno nacional, lo que se desprende de las exposiciones y salidas de prensa de sus funcionarios", señaló.

El informe indicó que la cadena de valor textil "culminó 2016 impactada por el problema de una sensible caída de la demanda sectorial, fenómeno que convivió con un incremento de las importaciones que alcanzaron los u$s 1408 millones lo que implicó un aumento del 1,8% en dólares y del 6,7% en toneladas respecto del 2015".

Y sostuvo que "la visión oficial sobre la administración del comercio subestima el daño que provocan las importaciones en el empleo y el nivel de actividad industrial".

El estudio precisó que el tamaño del mercado textil indumentaria a 2015 era de 500.000 toneladas, que eran abastecidas por mitades entre la producción nacional y la importada. Y estimó que el mercado total a 2016 "se redujo en un 15%, llevándolo a un tamaño aproximado de 425.000 toneladas, ahora provisto por 260.000 toneladas de productos importados (61%) y el resto por la producción nacional que se quedó con menor participación en un mercado más reducido".

Así concluyó que "casi el 80% de los productos que ingresaron durante el 2016 fueron sustitutos de la industria nacional". Y destacó que los rubros que sufrieron el mayor aumento no fueron los insumos necesarios para la producción nacional, sino aquellos que se encuentran al final de la cadena: prendas de vestir (+27,7% en toneladas respecto de 2015) y confecciones para el hogar (+41%).

"Hay que sumarle el impacto dañino producido por la reciente medida inexplicable de la AFIP que permite incluir dentro del blanqueo a los 4000 containers que se encuentran latentes en la Aduana, abandonados por sus dueños por tener un origen ilícito, y que se estima contienen más de 80.000 toneladas de productos textiles".

La entidad respondió los dichos de la vicepresidenta Gabriela Michetti, quien dijo en la Bolsa de Comercio que "no hay aumento de importaciones en los números" aunque reconoció que "hay problemas en algunos sectores".