Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Los gobernadores celebraron la devolución de fondos y el Gobierno ganó una pulseada clave

Todas las provincias, excepto Santa Fe, Córdoba y San Luis, que ya cobraban por un fallo judicial, firmaron el acuerdo por el 15% de coparticipación que retenía la Nación

por  ANALIA ARGENTO

Editora de Política y Opinión
0

Por pedido del Gobierno hubo una foto conjunta, a la luz del sol, en el Centro Cívico de la capital de Córdoba

Por pedido del Gobierno hubo una foto conjunta, a la luz del sol, en el Centro Cívico de la capital de Córdoba

Ayer ocurrió algo impensado cinco meses atrás. La Casa Rosada puso a disposición de los gobernadores el Tango 02. En el avión de la flota presidencial viajaron, de ida y de regreso, entre Buenos Aires y Córdoba, desde el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, a Alicia Kirchner, gobernadora de Santa Cruz y portadora del apellido con más peso en los últimos doce años. También, entre otros, los peronistas Hugo Passalacqua, de Misiones, y Rosana Bertone, de Tierra del Fuego.

El gobierno nacional celebró el acuerdo con una conferencia de prensa en Córdoba y otra en la Casa Rosada. También hubo elogios de los jefes provinciales, sin distinción partidaria.
Sólo faltaron a la reunión la gobernadora de Santiago del Estero, que envió a su vice, y Horacio Rodríguez Larreta que mandó al suyo. Pero todos (algunos en los días previos) firmaron la devolución del 15% de coparticipación (que retenía la Nación para la ANSeS).

El plan se completará en forma gradual durante los próximos cuatro años e incluye créditos por el 6% del monto que deberán devolver una vez que comiencen a cobrar el total de las partidas.
La Corte Suprema ordenó el año pasado el pago-devolución en un fallo a favor de Santa Fe, Córdoba y San Luis. Y la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner firmó, once días antes de dejar el poder, el decreto 2635/2015 que hacía extensiva la devolución al resto de las provincias. Macri anuló el decreto y comenzó la negociación política que no es ajena a un Congreso donde Cambiemos necesita construir mayorías.

Las diferencias con algunas provincias se saldaron tras excluir del texto la inhabilitación de cualquier reclamo judicial. Y los elogios partieron incluso de las filas del Frente para la Victoria. Domingo Peppo, de Chaco, dijo que "se irá restituyendo la coparticipación en forma paulatina, y además nos habilita un crédito con una taza diferencial" además de destacar que "esto es un alivio".

Precisamente alivio es lo que necesitan varias provincias. Según algunos participantes lo manifestó Alicia Kirchner en la reunión conjunta en la Casa de Gobierno con Juan Schiaretti como anfitrión. Dicen que dijo que para evitar más complicaciones internas enviará el acuerdo a la Legislatura provincial. María Eugenia Vidal también llevó su reclamo. En su caso por el Fondo del Conurbano bonaerense. En la mesa el pampeano Carlos Verna –que se resistía a firmar– conversaba por lo bajo con el formoseño Gildo Insfrán. Vidal le pidió: "Carlos, no sé si te interesa, pero es importante que me prestes atención". Luego Frigerio saldó el debate y sugirió "no hacer dos reuniones cuando hay una".

Entre otras declaraciones (a favor), el salteño Juan Manuel Urtubey indicó que "esto es un avance importante en la discusión de federalismo". Y Gustavo Bordet, peronista de Entre Ríos, calificó "muy positivamente" el acuerdo. En cambio Miguel Lifschitz, de Santa Fe, planteó que si bien recibe los fondos por orden judicial, necesita que Nación "cubra el déficit de la caja previsional provincial que desde hace una década no recibe transferencias federales". Como él, varios presentaron sus respectivos planteos.

Para destrabar los roces con Verna e Insfrán tuvieron que intervenir Alejandro Caldarelli (secretario de Provincias) y Paulino Caballero (subsecretario de Relaciones con Provincias). Verna, de todos modos, advirtió que buscará el aval de la Legislatura provincial y que no desistirá de su reclamo en la Justicia.

Hubo más pedidos y una reunión agendada para dentro de un mes.
Antes de emprender el regreso almorzaron, chivito mediante, en el coquetísimo Palacio Ferreyra.