Lento debut para el protocolo de género en las audiencias de Alberto

A fines de agosto se publicó la norma que obliga a Alberto Fernández a tener en sus reuniones oficiales, de cuatro participantes o más, un 33% de mujeres o población LGBTI+. Desde entonces, en apenas un encuentro se cumplió con el cupo femenino.

El jueves pasado, tres días después de haber estado con Alberto Fernández en la Casa Rosada, llegó un mail a las casillas de Daniel Herrero y Fernando Rodríguez Canedo, de la Asociación de Fabricantes de Automotores, y de los sindicalistas Antonio Caló (UOM) y Ricardo Pignanelli (Smata). El correo dice: "Por medio de la presente, se les informa que, no habiendo cumplido con el Protocolo de Audiencias Presidenciales con Perspectiva de Género en la audiencia celebrada el 26 de octubre, esta Dirección General insta a promover la participación de las mujeres y/o diversidades en los ámbitos del debate".

En el siguiente párrafo, el Ministerio de las Mujeres, Género y Diversidad, se pone a su disposición "en el caso de querer acceder a las capacitaciones que tienen como finalidad concientizar a la población sobre la importancia de la participación igualitaria de todos y todas en las audiencias del Presidente". Es el mecanismo fijado, ante un incumplimiento, por la propia norma que estableció que las reuniones presidenciales deben tener perspectiva de género.  

El 7 de agosto pasado, la ministra Elizabeth Gómez Alcorta y el director general de Audiencias, Nicolás Ritacco, presentaron el protocolo por el cual las audiencias de Alberto Fernández, con 4 asistentes o más (contando al mandatario), deben tener un 33% de participación de mujeres o población LGBTI+. Entró en vigencia con la Resolución 274/2020 el 27. Desde entonces, la reunión con la mesa automotriz, confiada desde Presidencia a este medio ya que aún no fue asentada en el Registro Único de Audiencias, no fue la única que no cumplió con el artículo dos de esa norma.

El texto de la norma

Su debut fue el 28 de agosto. Fernández y el Secretario General Julio Vitobello recibieron a Horacio Rodríguez Larreta y Axel Kicillof. Y el 31, el Presidente se juntó con tres gobernadores de Juntos por Cambio (Gerardo Morales, Gustavo Valdés y Rodolfo Suárez). No obstante, en el registro Único de Audiencias no se asentó ningún incumplimiento. 

Desde la Casa Rosada admitieron que de a poco se trabaja para que se respete el porcentaje, como prueba remitieron la comunicación que se envió a la mesa automotriz, y justificaron que hay encuentros relativos a la pandemia que la vuelven de difícil cumplimiento. La resolución, en cambio, es menos taxativa: apenas fija cómo única excepción "cuestiones de confidencialidad que fueran puestas en riesgo" al aplicarlo.

En una audiencia con Perotti se dejó constancia del incumplimiento

Desde que se publicó la norma; Fernández mantuvo 32 audiencias: 23 de ellas fueron con menos de cuatro participantes (recibió desde empresarios como Marcos Bulgheroni y Marcelo Tinelli, intendentes como Mario Ishii y Julio Zamora, gobernadores como Sergio Uñac y Arabela Carreras y embajadores como Ricardo Alfonsín y Carlos Tomada). También figura una reunión virtual que no es alcanzada por el protocolo.

El restante fueron en el marco de la emergencia sanitaria: una multitudinaria con infectólogos en la que no se cumplió el cupo y otra con trabajadores de la salud en la que sí hubo 7 mujeres de 11 participantes.

Audiencia presidencial con empresarios 

Quedan otras dos reuniones masivas en la que se dejó asentado en el Registro oficial que no se cumplió con la norma. Una del 26 de septiembre con el ministro de Producción Matías Kulfas y cinco empresarios, encabezados por Roberto Murchison de IDEA; y otra del 16 de octubre con el gobernador santafesino Omar Perotti y otros 11 asistentes.

Compartí tus comentarios