Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

La ruta del dinero K: la Cámara rechazó la recusación de los Báez contra Casanello

Así, el magistrado seguirá al frente del caso, aunque el tribunal ordenó que se investigue si mantuvo un encuentro con Cristina en Olivos.

La ruta del dinero K: la Cámara rechazó la recusación de los Báez contra Casanello

La sala II de la Cámara Federal rechazó la recusación que promovió Leandro Báez contra el juez federal Sebastián Casanello, a la que luego se había sumado el propio Lázaro Báez, dando crédito a las versiones que indicaban que había visto al magistrado en la residencia presidencial.

De esta forma, Casanello seguirá al frente de la investigación por presunto lavado de dinero por la que se encuentra preso Báez, aunque la Cámara Federal ordenó que otro magistrado investigue si alguna vez estuvo en la quinta presidencial de Olivos.

“Las diversas pruebas producidas en el marco de este Incidente de recusación no permitieron comprobar el supuesto encuentro entre el juez, la expresidenta (Cristina Fernández de Kirchner) y Lázaro Báez en la Quinta de Olivos mencionado en un reporte periodístico”, apuntaron los jueces, según fuentes judiciales citadas por la agencia Télam.

Las notas periodísticas mencionadas en el fallo de los camaristas Eduardo Farah y Martín Irurzun fueron luego acompañadas por una nota enviada a la Cámara por Lázaro Báez, quien la respaldó en una audiencia ‘no jurada’ ante ese tribunal.

En el proceso de recolección de pruebas, la Cámara Federal recibió un informe elaborado por la Policía Federal en el que se indicaba que no había registros del presunto paso de Casanello por la quinta de Olivos y escuchó el testimonio de dos secretarios de la expresidenta y de un mozo invocado por Báez que también negaron haber visto al magistrado.

Como la posibilidad de producir prueba en el trámite de la recusación es limitada”, la Cámara ordenó “la extracción de testimonios para la formación de causa por separado, para que un juez investigue la ocurrencia o no de las aludidas reuniones en la Quinta de Olivos”, informaron las fuentes.

“En cuanto al alegado direccionamiento de la investigación por parte del juez en contra de los Báez, se dejó en claro que, si bien la Cámara no compartía la manera en que es llevado adelante el trámite, ello fue encaminado a través de las revisiones que efectuó el Tribunal por los recursos de apelación planteados”, agregaron.

Los camaristas también se refirieron a las declaraciones públicas de Casanello en relación a la posibilidad de llegar a juicio oral en la causa relacionada con los videos registrados por las cámaras de seguridad de la financiera SGI, conocida como La Rosadita.

Tampoco se encontró que el juez haya incurrido en un indebido adelantamiento de opinión al hablar públicamente de la causa, aunque se recomendó a todos los actores del proceso que guarden prudencia en sus comentarios”, sostuvieron las fuentes de la Cámara.