Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

La recesión se notó en julio: el nivel de actividad económica cayó casi 6%

En los siete primeros meses del año se acumula una baja del 2,3%. Desestacionalizado, en julio mermó 0,4%, peor que en junio. La caída es desde abril pasado

La recesión se notó en julio: el nivel de actividad económica cayó casi 6%

El nivel de actividad económica registró en julio una caída de 5,9% en relación a igual período de 2015, lo que significó un retroceso acumulado en los siete primeros meses del año de un 2,3%, según informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec). En tanto, la actividad económica durante julio estuvo un 0,4%, por debajo de la de junio pasado, según la medición desestacionalizada.


Después de una profunda caída de la actividad económica desde el segundo trimestre del año, los privados esperan que empiece a repuntar en mediciones mensuales a partir de agosto para terminar el año con una caída del 1,5%. Sin embargo, la recuperación es más lenta que la producida en 2014.


Respecto de la fuerte caída interanual de julio, fuentes del Palacio de Hacienda dijeron que "además de la propia baja de la actividad, la comparación se realiza contra los meses más fuertes del año pasado, previos a las elecciones presidenciales", según Télam. En julio del año pasado, la actividad había crecido 4,1% interanual (0,1% desestacionalizado), después de haber alcanzado un pico de actividad en junio de 2015. "Desde el último trimestre del año pasado hasta febrero de este año la actividad estuvo planchada. A partir de marzo se empieza a derrumbar", dijo Fausto Spotorno, economista jefe de la consultora Orlando Ferreres. Que espera que la actividad repunte en agosto.


Con todo, en julio, la caída desestacionalizada respecto del mes anterior fue superior a la de junio (-0,2%). Fueron relevantes el derrumbe de la construcción -el ISAC cayó 23,1% y los despachos de cemento, 20,7%-, la caída del consumo -las ventas de supermercados cayeron 9,2%; en shoppings, 12,3%, y las minoristas de CAME, 8,1%-, el retroceso de la venta de bienes durables -patentamientos de usados, 24,2% aunque los 0km avanzaron 4,9%- y la menor actividad industrial -según el Indec, 7,9%; según Adefa, 13,3%-.


Solo eludió este sesgo negativo el comercio internacional, que cerró julio con un superávit de u$s 278 millones, lo que revirtió la merma de u$s 102 millones de julio de 2015. Este año "la recuperación de la economía es más lenta comparada con la recesión de 2014", dijo Agustín Bruno, director de LCG, en un informe. "En aquel entonces la economía tardó siete meses para volver a crecer (13 meses para alcanzar nivel previo) y en la actualidad se acumulan 13 meses sin crecimiento", explicó.


El resultado es que la econo mía lleva cinco años sin crecimiento, ya que se encuentra en los mismos niveles de 2011. La recuperación del nivel de actividad vendría a partir de la segunda mitad del tercer trimestre, según el sector privado. El relevamiento de expectativas (REM) que realiza el Banco Central arroja una caída del 2,3% de la actividad en el tercer trimestre del año.


Sin embargo, dentro del trimestre se observaría una recuperación. "El tercer trimestre tiene dos mitades, la primera mitad será mala y la segunda, más parecida al cuarto trimestre", dijo Spotorno, que observó en agosto una suba del 0,3% desestacionalizado y una caída del 2,4% anual, debido a la recuperación de la producción de agroquímicos, el área sembrada, la venta de maquinaria agrícola, la producción de cemento y los permisos de la construcción.


Bruno coincidió: "En el resto del año va a continuar con tasas de crecimiento anuales negativas, pero a partir de agosto veremos algunos meses con crecimiento desestacionalizado positivo. Recién en el primer trimestre de 2017 la tasa de crecimiento anual de la economía será positiva".


El año REM arroja una recesión del 1,5% para el año, en línea con el Gobierno, y una recuperación del 3,2% el año que viene, por debajo de lo que previó el presupuesto nacional, con un crecimiento del 3,5%.