U$D

Dólar Banco Nación
/
Merval

La recaudación de agosto subió 32,6%, pero el IVA consumo igualó a la inflación

La seguridad social y las retenciones tuvieron el peor desempeño. Lo rubros que más impulsaron los ingresos fueron IVA importaciones -acelerado por la suba del dólar-, Ganancias y el impuesto al cheque.

La recaudación de agosto subió 32,6%, pero el IVA consumo igualó a la inflación

La recaudación tributaria de agosto fue de $ 293.418,4 millones, con un 32,6% de incremento respecto al mismo mes del año anterior, por encima de la inflación del 31,7% en ese período, según cálculos privados, pero cuya utilidad para pagos del Estado vinculados a pagos de deuda y subsidios está disminuida por la devaluación del 28,81% que tuvo el peso frente al dólar solo en agosto.

Los tributos que crecieron por encima del promedio fueron el IVA, en especial el ligado a las importaciones; el Impuesto a las Ganancias, impulsado por el corrimiento del anticipo que habitualmente recaía en julio, y el impuesto al cheque, que se benefició de un día hábil más y de los esfuerzos del Gobierno por formalizar el comercio.

En cambio, seguridad social y el comercio exterior quedaron por abajo del promedio, por la disminución del mínimo no imponible en las contribuciones patronales y por la caída de las exportaciones de granos a raíz de la sequía de los meses anteriores, aseguró Leandro Cuccioli, el titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).

IVA, Ganancias y cheque

El IVA neto recaudó $ 98.116,1 millones, con un aumento interanual de 40,3%. Pero el IVA impositivo, más ligado al consumo interno sólo subió 31,9% en comparación con agosto de 2017, con lo que prácticamente no tuvo un crecimiento real sino que sólo registró el efecto de la suba de precios. En cambio, el IVA aduanero tuvo un incremento de 54% en el mismo período, a pesar de que hubo devoluciones por $ 1950 millones.

En el IVA impositivo, el sector que tuvo el mejor desempeño, en un momento en que privó lo financiero sobre la economía real, fue el de la intermediación financiera, seguido por el comercio y la actividad manufacturera. Los servicios públicos continúan representando 4,9% de la recaudación de IVA, aseguró Cuccioli.

El Impuesto a las Ganancias sumó $ 68.700,9 millones y trepó 44,9%, pero Cuccioli reconoció que la suba hubiera sido de 30,2%, por debajo de la inflación, de no haberse cobrado este mes el anticipo que se ingresaba tradicionalmente en julio.

El Impuesto a los Créditos y Débitos bancarios incorporó a las arcas públicas $ 20.745,3 millones, con una suba de 40,8%, que si el mes no hubiera tenido un día hábil de más, hubiera sido de 34,4%, dijo Cuccioli, y atribuyó el buen desempeño al proceso de formalización de la economía que se está dando con la obligación de tener pos para tarjetas y de emitir tickets y facturas electrónicos.

Seguridad social

La seguridad social recibió por aportes personales de los trabajadores 24,9% superiores a los de hace un año y por contribuciones patronales sólo 21,7% mayores. Esto se debe a la aplicación de la baja del mínimo no imponible de los impuestos al trabajo para las empresas.

Cuccioli negó que el hecho de que estos ingresos hayan quedado por debajo del promedio con "el peor desempeño, sacando el de las retenciones, producto de la sequía", se deba a un crecimiento del desempleo.

Cuccioli negó los menores ingresos por seguridad social se deban a un crecimiento del desempleo.

Los derechos de exportación cayeron 3,4% interanual a pesar de la mejora en el tipo de cambio, debido a que en volúmenes el poroto de soja cayó 75%; los pellets, 99%, y el aceite de soja, que es lo que más se vendió, un 20%, según precisó Cuccioli.

En cuanto a los derechos de importación, subieron 51% interanual, especialmente en máquinas y material eléctrico, y artefactos mecánicos, pero en general son dispersas, dijo Cuccioli, y agregó que espera ver una caída en la cantidad de estas compras externas en los próximos meses, "con la caída de la actividad".