U$D

Dólar Banco Nación
/
Merval

La gente, menos pesimista que los economistas sobre el futuro de la inflación

Según una encuesta de la Universidad Di Tella, en marzo se mantuvo en 20% para los próximos 12 meses, un dato llamativo en un contexto marcado por la suba de tarifas, la inquietud del dólar y el cambio de mestas oficiales.

La gente, menos pesimista que los economistas sobre el futuro de la inflación

En un contexto de suba de tarifas, dólar alterado con su traslado a precios y cuando todavía se discuten los efectos del cambio de metas que anunció el Gobierno en diciembre pasado, existe un sector de la población que parece impermeable a esos factores y no ha modificado su expectativa de inflación para los próximos doce meses. En el mes de marzo, se mantiene en 20%, según la mediana de las respuestas recogidas en la encuesta del Centro de Investigación en Finanzas de la Universidad Di Tella.

En la distribución regional, según la mediana también, las expectativas de inflación se mantienen en la Capital Federal y en el Interior del país mientras que suben en el Gran Buenos Aires, con respecto a febrero. De acuerdo al promedio, las expectativas de inflación aumentan en el Gran Buenos Aires y en la Capital Federal, mientras que disminuyen en el Interior del país. 

Para relevamientos de este tipo, es más riguroso tomar “la mediana” de las respuestas, es decir las más repetidas, antes que el “promedio”, que se expone a distorsiones, para arrriba o para abajo, a partir de respuestas que, en un sentido u otro, están muy desajustadas con el sentir general, picos que alteran artificialmente el resultado. 

Por ejemplo, según el promedio, las expectativas de inflación suben 2,2 puntos porcentuales respecto de la medición de febrero de 2018 y se ubican en 29,2%. 

El informe de la casa de estudios recuerda que en los últimos cuatro años, la mediana de la inflación esperada fue 20% en catorce meses, mayor a 20% en 34 meses y nunca menor a 20%. 

En la distribución por nivel de ingreso, según la mediana, las expectativas de inflación se mantienen constantes para la población de ingresos bajos mientras que aumentan para la de ingresos altos. En cambio, según el promedio, las expectativas suben para ambos sectores. 

La encuesta que arrojó estos resultados abarcó 1211 casos, en base a encuestas telefónicas en grandes centros urbanos y se realizó entre el 6 y el 19 de marzo de 2018 .

Los resultados que pulsan la percepción popular distan de los que se obtienen cuando se ausculta a los especialistas. Por ejemplo, en la última “Encuesta de Expectativas Macroeconómicas (EMEC)” que El Cronista realiza todo los meses entre analistas y consultoras destacadas del país, el salto más llamativo fue el de las estimaciones del índice de precios, porque en sólo un mes la corrección al alza fue de 1,4 puntos porcentuales, donde la mediana de respuestas pasó de 18,5% en enero a 19,9% en febrero. 

Según el Indec, la inflación de febrero fue del 2,4% y llegó al 25,2% en doce meses, según se difundió el 14 de marzo pasado. Luego se conoció el resultado del índice de precios mayoristas, que generó un mal antecedente para la inflación de marzo, ya que subió casi 5%. Tampoco son buenos los vaticinios para abril, para cuando se espera un 2,3%, pese a la expectativa por un dólar más calmo.