Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

La extracción local de petróleo bajó 7% en 2016 y fue la peor en 25 años

La producción alcanzó los 29,7 millones de metros cúbicos y se ubicó en un nivel similar al de 1991, antes de la privatización de YPF. El récord se registró en 1998

La extracción local de petróleo bajó 7% en 2016 y fue la peor en 25 años

La producción de petróleo en Argentina llegó a los 29,7 millones de metros cúbicos (MMm3) en 2016, lo que representa una baja de 7% respecto al año anterior. De esta forma, la extracción de crudo local registró su menor nivel en 25 años, de acuerdo a datos del Ministerio de Energía y Minería, consignados por la agencia Télam.


Los especialistas de la industria atribuyen la caída en la producción de petróleo local a los bajos precios internacionales que hubo, sobre todo, a principios de 2016 (cuando el barril rondó los u$s 25), pese a la posterior estabilización a alrededor de u$s 50 el barril. Los valores internacionales se venía derrumbando desde los u$s 110 por barril a partir del segundo semestre de 2014, debido a la sobreoferta global y la menor demanda china.
La merma en la extracción tienen su contraparte en el incremento de las ventas de naftas de 1,4% el año pasado. En 2016, se comercializaron 8.662.446 de metros cúbicos (m3). una cifra que representa un crecimiento del 1,4% interanual. Las ventas fueron potenciadas por una suba de 9% en la Ciudad de Buenos Aires. En el sector explican que la mayor demanda de naftas tiene que ver con el crecimiento del parque automotor y la progresiva desaparición de los vehículos gasoleros.


El récord local de producción petrolera había sucedido en 1998, con 49,1 MMm3, cuando la española Repsol era dueña de YPF. Curiosamente, en 1991, antes de la privatización de YPF, la producción de crudo en Argentina había sido de 28,6 MMm3. No obstante, el kirchnerismo acusó de "vaciadora" a la empresa española y reestatizó -con apoyo de los gobernadores provinciales- la mayoría de las acciones de YPF en 2012, cuando la producción (y la exploración) venía cayendo sistemáticamente y asomaba el potencial de los yacimientos en Vaca Muerta.


En la producción consolidada de petróleo y gas, YPF provee el 44,7% del total, mientras que Pan American Energy (PAE) participa con el 19,3% y Pluspetrol con el 6,2%. El Cronista se contactó con fuentes de YPF, que dijeron: "Presentamos nuestros resultados en marzo y no estamos seguros de que hubiera caído la producción. Si lo hizo, fue por la baja actividad de la compañía, relacionada con algunos conflictos gremiales. Pero ese resultado se explica más por otras petroleras, que vienen desinvirtiendo".


Desde otras compañías, en tanto, aseguraron que su producción anual se mantuvo estable el año pasado e incluso afirmaron que importaron "muy poca nafta, menos de un 5% de lo que se produjo". La extracción de crudo cayó durante 2016 en todas las principales provincias productoras y tuvo descensos más pronunciados en las provincias alejadas de la Patagonia, como Jujuy y Formosa.


La expectativa está puesta ahora en una recuperación, motivada por los mejores precios internacionales, "reglas de juego claras", como definieron los actores del mercado al convenio por Vaca Muerta, y una incipiente reactivación económica.


Por otro lado, las reservas comprobadas –sin contar los descubrimientos recientes de recursos no convencionales– subieron en 2014 y 2015 (no hay datos aún de 2016), por lo que el potencial productivo de crudo en Argentina está y las condiciones también.