Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

La construcción sumó 11 meses consecutivos de bajas, con una caída de 9,4% en noviembre

La obra pública mejora, pero no así la privada. Los datos de despachos de asfaltos y permisos para construir así lo demuestran. El sector textil se derrumbó un 27,7% interanual

La obra pública está ayudando a que la baja en la construcción no sea mayor

La obra pública está ayudando a que la baja en la construcción no sea mayor

Cuando se esperaba que noviembre empezara a mostrar números positivos, los datos conocidos sobre la evolución de la industria y de la construcción por parte del Indec no terminaron de ser suficientes para confirmar que se llegó a un punto de inflexión y que empezaran a repuntar.

La construcción cayó un 9,4% en noviembre en comparación con igual mes del año pasado. Con esta contracción sumó 11 meses de bajas consecutivas. En el acumulado el recorte alcanzó el 13,1%, respecto a enero-noviembre de 2015.

Si bien el resultado interanual de noviembre muestra que se atenuó el ritmo de disminución tras las caídas de 13,1% en septiembre y de 19,2% en octubre, no hay que olvidar que en agosto se había registrado una caída de sólo 3,7%, situación que hizo esperanzar al Gobierno con que se había tocado un piso, hecho que no se dio.

El Indec discontinuó la difusión del dato mensual desestacionalizado. Para Hernán Hirsch, de FyE Consult, de haberse publicado este número hubiera marcado una evolución positiva, y que se podría estar tocando el piso.

El ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay, había resaltado el martes, en la conferencia de prensa en la que dio detalles sobre la evolución del blanqueo, que había algunos indicadores alentadores en la economía. Uno de los que mencionó fue el de despachos de cemento. De hecho, si bien en general la venta de materiales revelaron caídas generalizadas, la de asfalto creció un 55,1% en noviembre, producto de la reactivación de la obra pública. En cambio, se registraron caídas en pisos y revestimientos, del orden de 20,4%; en hierro redondo, de 20,8%; de ladrillos, en 18,2%; en sanitarios, de 22,4% y de pinturas, de 7,8%.

"La construcción tarda en repuntar porque aún no se lanzaron proyectos del sector privado principalmente; la obra pública parecería arrancar, con asfalto subiendo mucho", sostuvo el economista Martín Polo, de Analytica. Según analizó, con las tasas interés actuales, los inversores prefieren esperar y ganar con tasas reales tan positivas.

Otro indicador que da la pauta de cómo seguirá evolucionando las obras privadas arrojó evolución negativa: la superficie a construir en base a los permisos de edificación cayó tanto en la comparación con noviembre del año pasado (un 20,9%) y también respecto a octubre, un 19,1%.

No obstante, un dato alentador es que en octubre, por cuarto mes consecutivo, se incrementó la cantidad de empleos registrados en el sector: se computaron 407.650 trabajadores, unos 12.000 más que en junio cuando se tocó un piso de 395.645. "Lo bueno es que ya no se pierden puestos de empleo; volvió a mejorar. Y eso te marca que el piso está", rescató Polo.

Para los próximos meses, los empresarios del sector se muestran optimistas y vaticinan una suba en la construcción, principalmente de obras públicas. En efecto, 13,6% de las empresas que realizan obras privadas prevé que el nivel de actividad del sector aumentará durante los próximos tres meses, mientras que 77,3% estimó que no cambiará y 9,1% que disminuirá.

En tanto, entre las empresas dedicadas fundamentalmente a la obra pública, 39,5% opinó que la actividad aumentará durante el período diciembre de 2016 - febrero de 2017, 52,6% estimó que no cambiará y 7,9% cree que disminuirá.

Industria

La industria también registró una baja, de 4,1% en noviembre en el registro interanual, la novena consecutiva. Acumuló una disminución de 4,9% en comparación con igual período del año pasado.

"La industria no será de los motores del crecimiento. Si bien podrá caer un poco menos, será difícil ver que repunte mucho. En este punto el Gobierno tiene mucho por hacer. Incluso poner en marcha medidas que están aprobadas y falta implementación, como por ejemplo la ley Pymes", señaló Polo.

El sector que más cayó fue el textil, con un desplome del 27,7% en el registro interanual, en que que impactó la apertura de las importaciones y también las paradas de plantas. La producción de tabaco, que venía en baja, volvió a registrar un recorte, de 10,4%.

Para Prat-Gay, en octubre se marcó "el punto de inflexión" en la economía, según el estimador mensual de actividad del Indec difundo el martes. Sin embargo, aún resta esperar los números de la última parte del año para poder confirmar que haya sido así.

También mostraron indicadores negativos en noviembre el sector de edición e impresión (12%), la producción de acero y aluminio (9,5%), la de insumos para la construcción (6,8%) y la industria metalmecánica (5,9%).
Los sectores con menor caída fueron la producción de papel y cartón (2,6%), refinación de petróleo (1,7%) y la producción de caucho y plástico (1,3%).