Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

La UE nombra nueva embajadora en el país mientras apuran pacto con Mercosur

Aude Maio-Coliche llega a la Argentina tras el relanzamiento del vínculo bilateral en marzo y mientras se negocia el acuerdo de libre comercio con el bloque regional

La UE nombra nueva embajadora en el país mientras apuran pacto con Mercosur

La Unión Europea (UE) designó a la francesa Aude Maio–Coliche como jefa de su representación diplomática en la Argentina. La nueva delegada, formada en el Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE), dejará su actual cargo en Venezuela para instalarse en Buenos Aires en las próximas semanas, en cuanto la Cancillería dé el placet a la solicitud enviada desde Bruselas.

El nombramiento viene a cubrir la vacante que dejó sorpresivamente en enero el español Ignacio Salafranca, llamado entonces por los líderes de su fuerza, el Partido Popular (PP) para ocupar un escaño en el Parlamento Europeo. Desde entonces, la delegación fue conducida por el encargado de negocios, François Roudie.

Con Malcorra en Ecuador con ocasión de la toma de posesión del nuevo presidente, Lenín Moreno, en el Palacio San Martín evitaron dar precisiones sobre la nueva embajadora. Sin embargo, en el ambiente diplomático descartaron dificultades en la designación.

Maio-Coliche se desempeñó como consultora de asuntos relacionados con América Latina en la Comisión Europea, fue jefa adjunta de Recursos Humanos del servicio exterior europeo, responsable de la sección Política, Comercial y de Prensa de la misión comunitaria en Venezuela, y en 2013 ascendió a embajadora de la Unión Europea (UE) en Caracas.

La diplomática, admiradora del Dalai Lama e impulsora de iniciativas de no violencia, tuvo a cargo la redacción de un duro informe sobre la situación en Venezuela, que desembocó días atrás en una declaración del Consejo Europeo, que mostró su preocupación por la "situación económica y social deteriorada" en la nación caribeña y reclamó el pronto llamado a elecciones.

Maio–Coliche también se ha manifestado en favor de "un comercio mundial libre, justo y basado en reglas". Su desembarco en Buenos Aires coincidirá con los últimos días de la Argentina al frente del Mercosur –pasará pro tempore la conducción a Brasil– y la alta expectativa del Gobierno por sellar un acuerdo político para avanzar definitivamente en un acuerdo de libre comercio con el Viejo Continente.

Las relaciones con la Unión Europea fueron relanzadas a mediados de marzo con una reunión de la Comisión Mixta, que no se daba cita desde hace siete años, dado el escaso interés de las partes. En esa ocasión, que incluyó visitas de alto nivel al país, hubo una puesta al día del Diálogo Macroeconómico y Financiero, e incluso el Banco Europeo de Inversión (BEI) mostró su disponibilidad para financiar proyectos de pymes y obras de saneamiento y tratamiento de residuos.

En esta nueva etapa, la delegación diplomática busca aprovechar la presidencia argentina de la Unasur para ampliar su incidencia en la región, al tiempo que espera un pedido del Gobierno por mutar la posición del bloque europeo sobre Malvinas en cuanto se concrete la salida de Gran Bretaña del mercado común europeo.