Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Intendentes del PJ se juntan en Chaco contra la ‘Liga de gobernadores’

Con la demanda por los fondos y obras, unos 150 jefes comunales del FpV-PJ viajan a Resistencia. De fondo, la pelea por el PJ con Capitanich que quiere a Randazzo a su lado

Mientras ‘La Liga de Gobernadores’ del PJ acaparan toda la atención de la Casa Rosada en la renovación peronista, los intendentes justicialistas quieren hacerse oír. Invitados por su ahora par, el ex gobernador chaqueño y Jefe de Gabinete Jorge Capitanich, unos 150 jefes comunales llegarán hoy a Resistencia. El objetivo político no es nada disimulado, tener un lugar en la mesa del poder, con un hábil macrismo que apunta a dividir para reinar y sólo sienta a mandatarios provinciales, que se empujan como si del Juego de la Sillas se tratara.


Como telón de fondo el debate por la Coparticipación, que también aglutinó a los heterogéneos gobernadores del PJ ante el decreto que favoreció a Capital Federal, los intendentes de todo el abanico ex oficialista (kirchneristas de Los Oktubres como Jorge Ferraresi, de Avellaneda; y Patricio Mussi, de Berazategui; hasta moderados del peronismo tradicional como Verónica Magario, de la cuasiprovincia de La Matanza, reducto del PJ en una Buenos Aires amarilla) designarán una mesa de conducción para "participar activamente de la toma de decisiones que adopten los bloques de diputados y senadores en el Congreso". Eso, al menos, anticipó el anfitrión Capitanich a la agencia Télam. La denunciada "parálisis" de la obra pública en sus distritos es otro punto en común.


Todavía está en duda la visita de pesos pesados del Conurbano, como Martín Insaurralde (Lomas de Zamora) y los otros Intendentes del Peronismo de ‘Buenos Modales’ (Juan Zavaleta, de Hurlingham; Fernando Gray, de Esteban Echeverría; y Gabriel Katopodis, de San Martín, entre otros). Son los que más tienen aceitado el vínculo con la gobernadora María Eugenia Vidal. Es más, el lomense y ex candidato a diputado cristinista, justo hoy tiene una reunión en Balcarce 50 con el ministro del Interior, Rogelio Frigerio.


La invitación a todos llegó a través de la FAM (Federación Argentina de Municipios), que lidera el histórico Julio Pereyra (Florencio Varela), enrolado hoy en el sciolismo expectante. Es el segundo mitín para reconvertir para esta era opositora aquel entramado institucional distrital que reanimó el ex presidente Néstor Kirchner durante su mandato para sortear, en el reparto de obras y etcéteras, a los más poderosos gobernadores. Precisamente, el primer cónclave de la FAM post-derrota electoral fue en diciembre, en el Frente Nacional Peronista, Casa Néstor Kirchner. Al subsuelo bajó el diputado Julio De Vido para ofrecer sus equipos técnicos expulsados del Ministerio de Planificación a los caciques para calcular los fondos nacionales que deben reclamar a la administración Cambiemos.


Detrás de lo institucional subyace la rosca política. La fotografía será importante para un Capitanich que aprueba la lista de unidad encabezada por el sanjuanino José Luis Gioja para la próxima interna del PJ nacional del 8 de mayo pero que recuerda sus pretensiones de presidirlo cada vez que puede. Justo cuando a "Coqui" el actual gobernador chaqueño Domingo Peppo, que celebró el éxodo de Diego Bossio y otros 11 apóstoles del bloque de Diputados del FpV, le está disputando la titularidad del partido provincial. Con la ya autoproclamada fórmula de Guillermo Moreno-Gabriel Mariotto al orden nacional, en Chaco sueñan con competir con la boleta Capitanich-Florencio Randazzo. El orden de los factores se invierte: el frustrado presidenciable pensaba llevarlo de Vice al chaqueño en las PASO K que no fueron. "No se va a postular", niegan tajantemente cerca del ex ministro del Interior, que reapareció en reuniones políticas. Como mínimo, Capitanich lo quiere tener de aliado bonae rense, con expectativas para la senaduría de 2017, para confrontar con otro que desea esa banca: Daniel Scioli.