Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Imputan a Parrilli por una de las escuchas

El fiscal federal Ramiro González imputó al ex jefe de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) Oscar Parrilli y a su entonces segundo Juan Martín Mena, a raíz de una escucha telefónica de la que se desprende un presunto tráfico de influencias en el que también estaría involucrado el juez Sebastián Casanello.


Se trata de una conversación entre Parrilli y Mena en la que el primero le pide que interceda con sus contactos ante Casanello para evitar que éste procesara al ex jefe de la AFIP Ricardo Echegaray en la causa por lavado de dinero por la cual está detenido Lázaro Báez.

Mientras tenía el teléfono intervenido en una causa que lleva adelante la jueza federal María Romilda Servini de Cubría por el supuesto robo de documentación en la AFI, Parrilli recibió un llamado de Echegaray, quien había sido indagado por Casanello por presunta protección de Báez.

"Me avisan que el juez tiene una versión como para procesarme ¿Vos creés? ¿puede ser esto? Por lo que averigüé el tipo me quiere procesarpor nada", le consultó Echegaray al ex jefe de Inteligencia sobre la causa por lavado de dinero. En ese diálogo, Parrilli sostuvo que "no le tenía confianza" a Casanello y le aseguró que quien sí tenía relación con él era el ex secretario de Justicia Julián Álvarez.

A las pocas horas, el ex director de la AFI llamó a Mena, quien era su segundo en ese organismo, para interceder por Echegaray. "Me llamó Ricardo que Casanello lo tiene contra las cuerdas", expresó. "A ver qué podés hacer. Porque claro, Julián (Álvarez) sigue teniendo contacto con él", le dijo Parrilli, lo que forma parte de la denuncia que llegó a Tribunales.

Por esas conversaciones, el fiscal González le pidió al juez federal Marcelo Martínez de Giorgi que abra una investigación y ofreció medidas de prueba.